Economía

Economía / GANADERÍA

Expertos alertan de que no hay previsión de bajada en el precio de los piensos

Se consume más cereal y soja de lo que se produce en el mundo, por lo que los stocks son bajos

Día 13/06/2011

Las previsiones de producción de cereales y de soja no dan esperanzas de una bajada de precios que pueda aliviar la situación de los ganaderos, que han visto aumentar exponencialmente sus costes de producción y que además no pueden repercutir esos costes en el precio de su producto por lo que están trabajando en muchos casos a pérdidas.

El problema no está en que haya una mala cosecha sino en que sencillamente se consume más de lo que se produce a nivel mundial por lo que los stocks son escasos. Esta es la opinión que han expresado varios expertos en la Jornada Ganadera y de la Dehesa que ha organizado Asaja Sevilla en Cazalla de la Sierra.

Jesús Pérez, veterinario y director comercial de Nutega, una empresa especializada en nutrición animal, explicó que «la alimentación supone más del 75% de los costes de producción en ganadería». Recordó que desde la campaña pasada se ha producido un incremento muy fuerte del precio de los piensos, debido al incremento de las materias primas. Asimismo explicó a ABC que «este incremento del precio de las materias primas (tanto cereales como productos proteicos como la soja), se produce, muy simplificadamente, porque la oferta mundial es menor que el ritmo de consumo, y por lo tanto los stocks mundiales están disminuyendo».

Nuevas demandas

Según dijo, para este año se espera una buena cosecha en España y que países exportadores como Rusia, Ucrania o Kazakhstan liberen al mercado mucho más cereal que el año pasado y esto puede hacer que los precios sean algo más bajos que los de la campaña pasada. Por otro lado, no se esperan buenas cosechas en los países que conforman el grueso de la producción de cereales de la UE (Polonia, Reino Unido, Francia y Alemania).

El hecho de que China esté aumentando su demanda de cereales y de que, además, parte de la producción cerealística se dedique a biocarburantes, son otros dos factores que según los expertos contribuyen a que no sea previsible el que haya una bajada de precios en estas materias primas. En definitiva, más allá de las expectativas de producción de este año, el alto precio de los cereales parece que va a ser una cuestión estructural a la que se tienen que enfrentar los ganaderos.

Estrategias

Como estrategias para intentar aliviar algo esta situación, Jesús Pérez planteó que se está trabajando en "el uso de materias primas alternativas como la soja 47, la colza o el glicerol." Subrayó también la importancia de una correcta formulación de los piensos, «que arranca con el conocimiento exhaustivo y al detalle de las necesidades de los animales en cada fase de su estado productivo y edad, conocimiento de la composición de las materias que intervienen en la fabricación de los piensos y otros parámetros» .

En este sentido, dijo que «cooperativas, fábricas de pienso y ganaderos deben volcar la mejora de la competitividad no sólo en la búsqueda del mejor precio de compra de las materias primas sino en la mejora de la formulación de los piensos, en los que el equilibrio de los aminoácidos son tanto o más importantes que el porcentaje de proteína, contra lo que en otras épocas se ha venido sosteniendo».

Por otra parte, Carlos Escribano, asesor del Secretario de Estado de Medio Rural, puso de manifiesto la importancia que tiene la cabaña ganadera española en el equilibrio de nuestra balanza comercial: «Estamos ante un sector con una gran capacidad productiva que se enfrenta a varios handicap, como el de la enorme dependencia de los cereales de terceros países o el excesivo rigor en las normas de la competencia». Y, en este sentido, defendió que «el sector agroganadero no se puede medir con el mismo rasero que el resto de sectores industriales».

Escribano hizo hincapié en que para que el sector ganadero español tenga futuro, «tenemos que asegurar un suministro de materias primas adecuado, que no esté sujeto a tantos vaivenes». Recordó que consumimos 30 millones de toneladas de piensos, de los que 12 millones son de importación.

En concreto, Escribano se refirió al sector del porcino del que dio datos que demuestran como se ha incrementado exponencialmente desde mediados de los años 70 hasta habernos convertido en una potencia mundial en la exportación de productos cárnicos derivados del cerdo. El problema que señaló este experto es que esta industria cárnica está intimamente ligada a la ganadería porcina y ésta al consumo de cereales, de los que somos deficitarios. En este sentido, en las jornadas se destacó que el 70 por ciento del peso de un cohino se logra a base de pienso, incluso en el de bellota.

Como posible salida a la actual situación, Escribano apuntó a acuerdos entre cooperativas ganaderas españolas y cooperativas de cereales de otros países de la Unión Europea, como puede ser Francia, que aseguren el suministro.

Búsquedas relacionadas
  • Compartir
  • mas
  • Imprimir
publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:

Sigue abcdesevilla en...

El abogado responde
Lo ?ltimo...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.