Andalucía

Andalucía / ERE en Doñana 21

Despiden a los técnicos y mantienen a los políticos

Compartir

Diez trabajadores de la Fundación Doñana 21 recibieron ayer las notificaciones de despido. Su presidenta, la exconsejera de Medio Ambiente, Cinta Castillo, no se ve afectada por el ajuste

Día 26/07/2012 - 07.35h

Diez trabajadores de la Fundación Doñana 21 afectados por el Expediente de Regulación de Empleo (ERE) que ha presentado esta entidad, recibieron ayer las notificaciones de sus despidos, según informó la UGT en un comunicado.

De momento no hay ninguna novedad sobre la situación laboral de la presidenta de la Fundación, la que fuera consejera de MedioAmbiente, Cinta Castillo, ni sobre otros familiares «colocados» en la misma fundación como la mujer del que fuera alcalde socialista de Almonte, Francisco Bella, u otro exconcejal de ese mismo Ayuntamiento. Todos estos permanecerán, al menos de momento, en sus cargos.

Ayer la Federación de Servicios Públicos (FSP)de UGT Huelva mostró «su más profundo rechazo a cualquier despido de empleados públicos, cuando además, según insistían desde el sindicato, supone un incumplimiento por parte del Gobierno andaluz del compromiso de mantenimiento del empleo público en la administración autonómica».

Asimismo, indicaron que a última hora del martes se produjeron las notificaciones de los despidos a los trabajadores afectados por el expediente de Despido Colectivo de la Fundación Doñana 21,dependiente de la Junta de Andalucía, mientras que el personal que mantiene el empleo «tendrá condiciones más precarias».

La FSP-UGT Huelva explicó que en el período de consultas previo que se desarrolló hasta el pasado viernes 20 de julio, defendió en todo momento «las reivindicaciones aprobadas en asamblea» y que entre todos han elaborado para «aminorar los efectos del despido colectivo inicialmente previstos».

Así, todas las propuestas consensuadas en asamblea de trabajadores, y también en peticiones previas y posteriores, «han sido trasladadas por la representación legal y sindical de UGT en la entidad».

Estas propuestas se basan en reducir jornada y salario para mantener el empleo, la creación de bolsa de empleo con el personal afectado para contrataciones futuras de la Fundación Doñana 21, entre otras, pero «no han encontrado eco por parte de la Fundación ni la Junta de Andalucía, que argumentan motivos económicos para realizar el despido colectivo». Según la Fundación, «esta menor disponibilidad económica también obligará a replantear el organigrama de la entidad, a redistribuir las funciones que asumen los trabajadores que continúan sus contratos y a cambiar la ubicación del centro de trabajo actual a una distancia de 30 kilómetros».

La plantilla afectada por el despido colectivo ha expresado «en sintonía con UGT» que «no se firmará ningún acuerdo que contemplara exclusivamente la aplicación de lo ordenado por la reforma laboral», algo que ha defendido siempre la organización sindical en todo el proceso.

Desde FSP UGT Huelva se vuelve a manifestar el «más profundo rechazo». Además, considera que los seis trabajadores a los que no afecta este proceso, «mantendrán su empleo en condiciones más precarias de las que tenían hasta hoy».

  • Compartir

publicidad
Consulta toda la programación de TV programacion de TV La Guía TV

Comentarios:
Lo ?ltimo...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.