Andalucía

Andalucía / Tenso con la hoguera y las pastillas

El policía sombra: «Bretón nos pidió que lo detuviéramos dos veces»

Día 01/07/2013 - 13.53h
Temas relacionados

Relata que la madre de Bretón llegó a admitir que «algo malo había hecho a los niños», Ruth y José

«Su comportamiento era algo increíble, fuera de lugar yo no he visto algo parecido». Así se ha referido el agente que no se despegó de José Bretón desde el día 10 hasta el momento de su detención el 18 y que relató, con pelos y señales, la batalla psicológica que mantuvo con el acusado para obtener una confesión del acusado que, en desde el primer momento «no quería hablar de la desaparición de los niños. Se mostraba esquivo, no daba dato alguno y se mostró ajeno a todos los trabajos que se estaban realizando en la finca».

El agente ha confirmado en el arranque de la décima sesión que Bretón sólo se mostró nervioso y tenso en dos ocasiones cuando se halló la receta de Orfidal el día 12 de octubre, entre papeles revueltos en un armario de la casa de sus padres y cuando el día 17, harto ya de «hablar de lo mismo» y no llegar a ninguna conclusión se paró con el acusado en los restos de la hoguera y le dijo: «José ¿Te trae algún recuerdo este lugar. Están los niños aquí? Él agachó la cabeza, se metió en la casa y, en el sofá nos dijo: Detenedme ya».

Ésta fue la segunda vez que Bretón pronunció estas palabras, la primera fue en la urbanización El Sol después de enterarse por la televisión de que las cámaras que le había captado el día de la desaparición comenzaban a desmontar su coartada. El policía sombra ha declarado que cuando se le detuvo «le noté liberado».

Durante un relato de dos horas a preguntas del Ministerio Fiscal, el agente ha incidido en la actitud del acusado durante los trabajos de registros previos a su detención. «Yo necesitaba testigos para que oyeran lo que este señor me decía» ha relatado el agente que ha asegurado que Bretón colmó su capacidad de sorpresa. «Durante los registros quiso poner música, sacó vino, un Barbadillo, para invitarnos. Le dijimos que el día 14 jugaba España y que si nos decía donde estaban los niños nos íbamos de putas y aseguró que no le parecía mal plan. Los compañeros nos mirábamos y no dábamos crédito a lo que oíamos».

Otra revelación interesante de este agente que pasó semanas detrás de Bretón hace alusión a su madre Antonia. «Nos dijo que estaba segura de que algo malo había hecho a los niños a cosa hecha». Esto fue el día 10 de octubre, dos después de la desaparición, ha descrito el agente.

Junto a esto, referencias y «palabras gruesas» para Ruth Ortiz la gran puta»- y todos los miembros de su familia -«la borracha» (madre), «la canija» (la hermana) o «el gilipollas» (el hermano)- y un constante juego psicológico con el agente al que acabó hartando, como él mismo ha manifestado. No han faltado referencias a la hermana de Bretón, Catalina, a quien este agente tomó testimonio durante dos horas y le sorprendió «que no preguntase en ningún momento por sus sobrinos, sólo habló de su hermano. Cuando acabamos se lo dije y no me dio respuesta», indicó.

Compartir

  • Compartir

Temas relacionados
publicidad
Comentarios:
Lo último...

Copyright © ABC Periódico Electrónico S.L.U.