Almería

Investigan la desaparición de más de 500 máscotas del Zoosanitario de Almería

Los ediles del PSOE en el Ayuntamiento de la localidad creen que han podido ser sacrificados sin garantías

Carlos Sánchez, con unos perritos en el Zoosanitario de Almería
Carlos Sánchez, con unos perritos en el Zoosanitario de Almería - R. P.
R. PÉREZ Almería - Actualizado: Guardado en:

«Se trata de un hecho gravísimo porque, probablemente, hayan sido sacrificadas sin motivo y sin ningún control». La advertencia parte de la concejal socialista en el Ayuntamiento de Almería, Inés Plaza, y alude a la desaparición desde el año 2013 de más de medio millar de mascotas que habían ingresado en el Centro Zoosanitario Municipal. Esta situación «implica que hay un número de perros y gatos cuyo destino se desconoce y que, probablemente, hayan sido sacrificados, sin ningún motivo y sin control».

Los datos aportados por el Ayuntamiento de Almería desvelan que no hay constancia de dónde se encuentran 523 mascotas. No obstante, y pese a que la actuación del Centro Zoosanitario Municipal lleva cuestionándose desde hace mucho tiempo, hasta el punto de que el actor y humorista, Dani Rovira, llegó a enfrentarse al equipo de gobierno municipal con su denuncia sobre la «salvajada» en el sacrificio de perros de razas potencialmente peligrosas, cabe otra explicación. «Otra posibilidad es que el PP nos esté facilitando datos falsos sobre los animales acogidos y sobre los procedimientos que emplea para evitar su saturación», señala Plaza.

La concejal Inés Plaza, en las inslaciones del Zoosanitario
La concejal Inés Plaza, en las inslaciones del Zoosanitario- R. P.

Y es que atendiendo a lo reflejado en el registro de esta instalación no hay coincidencia entre las mascotas que entran y salen y las que existen en el centro. Según la información oficial a la que ha tenido acceso el PSOE, desde el año 2013 se viene acumulando una cantidad de animales que no han sido adoptados y que, supuestamente, tampoco han muerto, pero que no se encuentran en el centro. Destaca el hecho «curioso» de que en el año 2013 salieron 15 animales más de los que entraron, lo que pone de manifesto que los datos «se van acumulando» de un ejercicio a otro «sin control». Así, en 2014 un total de 138 animales quedaron en este «limbo», que se sumaron a los 184 de 2015 y a los 216 de la siguiente anualidad, hasta completar la cifra de 523 en paradero desconocido, en el periodo 2013-2016.

Para la responsable socialista, «éste es el último episodio de una historia, la del Zoosanitario Municipal de Almería, que no deja de ofrecer malas noticias y que avergüenza a los almerienses porque evidencia unas prácticas, por parte del equipo de gobierno del Partido Popular, que en nada se corresponden con el sentimiento global de la sociedad almeriense».

Tanto desde la oposición como desde colectivos proteccionistas se reclama que se «fomente la adopción de estos animales, mediante la puesta en marcha de unas sencillas medidas», con las que se conseguiría dejar a cero el Zoosanitario. Entre ellas, está la celebración de unas jornadas de puertas abiertas un domingo cada tres meses y siempre que las instalaciones se encuentren al límite de su capacidad. Además, también se le ha propuesto al Consistorio que el centro abran los sábados y una tarde a la semana, y que se potencie la adopción de cada mascota en una web y en redes sociales. Unas alternativas que según el PSOE y otros colectivos chocan con la propuesta del equipo de gobierno, esto es, «seguir ampliando sus instalaciones para acoger más animales y sacrificarlos cuando ya no caben».

Toda la actualidad en portada

comentarios