Tribunales

Mercacórdoba, al banquillo por plagio

El fiscal pide cárcel para su exgerente y multas para la empresa municipal

Lonja de pescado en Mercacórdoba
Lonja de pescado en Mercacórdoba - Valerio Merino

La empresa pública Mercacórdoba, cuyo capital es mayoritariamente municipal, será la primera sociedad mercantil del sector público de la capital que se siente en el banquillo de los acusados como si fuera una persona física. La entidad que controla los mercados de abastos de la capital lo hará junto al que era su gerente en el momento en que tuvieron lugar los hechos, Juan Capó, destituido por el actual gobierno municipal. La acusación: presunto plagio.

La Fiscalía ya ha emitido su calificación de los hechos. Considera que el exgerente de la empresa ha de cumplir una pena de un año y seis meses de prisión. El Ministerio Fiscal reclama para la sociedad mercantil una sanción de cien mil euros e inhabilitación para obtener subvenciones y ayudas públicas, para contratar con el sector público y para gozar de incentivos fiscales o de la Seguridad Social durante un año y seis meses. Los hechos datan de 2012, durante la anterior corporación municipal.

El presidente de Mercacórdoba y teniente de alcalde de Cultura, David Luque, ha convocado a todos los miembros del consejo de administración disponibles con el objetivo de explicarles cuál es la situación.

La cuestión radica en si Mercacórdoba plagió un proyecto técnico que le fue propuesto por una empresa privada del sector de la ingeniería llamada Argelich Network MS (Management Services). La consultura propuso a la sociedad municipal desarrollar un nuevo sistema de telecomunicaciones que ya se había implementado con éxito en otros lugares.

En ese momento, se abrieron unas negociaciones con el objetivo de concretar la ejecución del sistema de mejora de las comunicaciones de la empresa. Dichas conversaciones no llegaron a buen puerto. El juez Rodríguez Lainz y la Fiscalía creen que, en ese momento, el máximo directivo de Mercacórdoba decidió prescindir de los servicios de la empresa que había propuesto el proyecto, descargárselo de una página web y encomendarle a los técnicos de la sociedad municipal que le hicieran uno igual.

Los informes periciales del caso aseguran que la copia no fue una cuestión de casualidad dadas las enormes similitudes entre ambos proyectos de ingeniería. En concreto, los cambios advertidos en el auto de procedimiento abreviado del juez instructor son los que hacen referencia a las instalaciones en las que se iba a implantar el nuevo sistema de comunicaciones.

Toda la actualidad en portada
publicidad

comentarios