La consejera de Igualdad y Políticas Sociales de Andalucía, en la presentación.
La consejera de Igualdad y Políticas Sociales de Andalucía, en la presentación. - ABC
RENTA MÍNIMA

Andalucía pone en marcha una renta mínima para combatir la pobreza

45.000 familias se beneficiarán de la ayuda: una paga de entre 420 y 780 euros

GranadaActualizado:

El plan estrella de la Junta de Andalucía para combatir la pobreza en una de las regiones más desfavorecidas de España es ya una realidad. Desde el pasado 1 de enero, la región cuenta con su Renta Mínima de Inserción Social, una ayuda económica de la que está previsto que se beneficien alrededor de 45.000 familias; unas 120.000 personas que recibirán 200 millones de euros al año; una cuarta parta de los 819 previstos para el periodo 2018-2021.  

La consejera de Igualdad y Políticas Sociales, María José Sánchez Rubio, ha detallado este lunes los pormenores de la paga, que fue aprobada el pasado curso en un decreto-ley. La ayuda irá acompañada de un «plan de inclusión sociolaboral personalizado» que será elaborado tanto por la Junta de Andalucía como por los servicios sociales del municipio del solicitante en el plazo de un mes desde que se pida.

La ayuda consiste en una aportación que oscila entre los 420 y los 780 euros al mes durante 12 meses prorrogables por periodos de seis si persisten las condiciones de la unidad familiar. En el caso de que el beneficiario rubrique un contrato de trabajo de al menos un mes, la ayuda quedará anulada de forma temporal.

Novedades: más colectivos

La Renta Mínima de Inserción Social cuenta con requisitos y criterios que difieren del también andaluz Ingreso Mínimo de Solidaridad, el cual no incluía a determinados colectivos que ahora sí podrán recibir la ayuda: inmigrantes, mayores de 65 años con menores a su cargo, además de jóvenes de entre 16 y 24 que vivan en circunstancias excepcionales.

Entre las novedades, ha destacado la consejera, está «la unificación de criterios de urgencia o emergencia social», extremo que se determinará en un plazo máximo de 5 días hábiles desde la entrada del expediente en la correspondiente delegación de la Junta. El nuevo modelo, además, da prioridad a las familias con menores de edad, así como las familias monoparentales, discapacitados y a las víctimas de violencia de género.

La consejera autonómica ha culpado al Gobierno central del aumento de las desigualdades en los últimos años, lo que ha llevado, según ha apuntado, a la aprobación de esta renta mínima. En ese sentido, Sánchez Rubio ha instado al resto de comunidades españolas a sacar adelante planes similares para luchar contra la pobreza.