La abuela del menor en la puerta de los juzgados de Ayamonte
La abuela del menor en la puerta de los juzgados de Ayamonte - Alberto Díaz
SUCESOS

Dictan orden de búsqueda internacional de la madre denunciada por secuestrar a su hijo menor en Lepe

El padre espera que los encuentren pronto: «Estoy con el alma en un puño»

LepeActualizado:

El titular del Juzgado de Primera Instancia e Instrucción número 4 de Ayamonte ha acordado la detención en el territorio nacional, la suspensión provisional del ejercicio de la patria potestad y de cualquier régimen de visitas a la ciudadana polaca que la pasada semana no reintegró a su hijo menor, de 6 años de edad, a su padre, conforme a lo ordenado en la sentencia que atribuía al mismo la guarda y custodia.

Según ha informado el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), al existir indicios racionales de que la actualmente investigada por un delito de sustracción de menores pudiera haberse desplazado hasta Polonia, evadiendo de este modo la acción de la justicia, ha sido firmado requerimiento, mediante Comisión Rogatoria, para que las autoridades de aquél país localicen a ambos, sea conducida la madre ante la autoridad judicial competente y preste declaración en calidad de investigada.

En este punto, el TSJA ha indicado que se pueden adoptar las medidas cautelares que se estimen oportunas en aras de salvaguardar el interés y la integridad del menor.

El padre del menor, Davy Thompson, denunció el pasado 28 de mayo los hechos ante el juzgado, que en ese mismo momento y de manera urgente incoó diligencias previas y tomó declaración al progenitor, librando oficio de forma inmediata al puesto de la Guardia Civil de Lepe para que llevara a cabo todas aquellas actuaciones necesarias para esclarecer lo sucedido.

Al día siguiente, día 29 de mayo, el titular del Juzgado volvió a tomar declaración al padre del menor, que aportó nuevos detalles en relación a los hechos denunciados.

En declaraciones a ABC, Thompson ha expresado su deseo de que encuentren pronto a su ex mujer y a su hijo para saber cómo se encuentra y poder estr con él. «Estoy con el alma en un puño», ha dicho.