Francisco de la Torre recibe la Legión de Honor de Francia
Francisco de la Torre recibe la Legión de Honor de Francia - FRANCIS SILVA
HONORES

Francia impone la Legión de Honor a Francisco de la Torre

El alcalde de Málaga alentó a ser «una ciudad amiga de Francia y cosmopolita»

MÁLAGAActualizado:

Rodeado de sus amigos, familiares y compañeros de vida política, Francisco de la Torre, alcalde de Málaga, recibió el miércoles en suelo francés la condecoración de Oficial de la Legión de Honor de Francia. Y lo hizo en suelo galo, pese a que el acto se desarrolló sobre las aguas del Muelle de Levante de la capital. La imposición de la medalla fue abordo del Dixmudo, un buque portahelicópteros de la marina francesa, sobre el que el embajador de Francia en España, Yves Saint-Geours, le entregó la mayor distinción civil que el país vecino otorga en nombre del presidente de la República.

La Legión de Honor es la medalla de más alto rango que concede el gobierno de la República Francesa desde que fuera instaurada por Napoleón Bonaparte en 1802. El objetivo de este galardón es reconocer el mérito individual de militares y civiles que, a lo largo de su vida, han demostrado un mérito excepcional al servicio de la nación. A propuesta de las Embajadas de Francia, como ha sido este caso, se condecora también a ciudadanos no franceses. A los que ahora se suma el alcalde de Málaga, gestor de la cuidad desde el año 2000. «La ciudad le quiere», afirmó el embajador francés.

Agradecido, De la Torre repasó la presencia francesa en la ciudad. Se acordó de los 1.400 alumnos de la Casa de Francia o del Liceo Francés. «Para conocer una cultura hay que saber su lengua», expresó el alcalde de Málaga, que alternó el español y el francés en su discurso, idioma que aprendió en sus dos años de estudios en la Universidad de Rennes. Reseñó los 50 años de las Alianza Francesa en Málaga. «En 2012 les dio una nueva sede en el centro histórico con una importante dotación económica», apuntó Saint-Geours.

Entre los datos reseñados están las dos cumbres entre España y Francia que Málaga organizadas bajo el mandato de Francisco de la Torre. La primera en 2002 con los presidentes Jacques Chirac en Francia y José María Aznar en España. La segunda fue en 2017, en esta ocasión fue presidida por François Hollande por parte de Francia y Mariano Rajoy por España. En esa última reunión bilateral los líderes de ambos países visitaron el Centro Pompidou en el puerto de Málaga, el único fuera del país vecino. «Esto es un estímulo para seguir siendo una ciudad amiga de Francia y cosmopolita», remarcó De la Torre.

No todos los recuerdos fueron sobre su acercamiento a la cultura francesa, también su papel en la historia política española. El embajador francés destacó que Francisco de la Torre fue uno de los diputados en la Cortes durante la Transición. También que es uno de aquellos diputados constitucionalistas. «En el golpe del 23-F pidió una radio a un compañero para seguir la información y trasmitirla al gobierno español», recordó Saint-Geours, quien destaca al alcalde de Málaga como la persona que ha hecho de la ciudad algo más que un destino para bañistas. «Es la capital económica de Andalucía con 10 millones de turistas cada año, que buscan también una apuesta por la cultura y los museos, como no debe ser de otra forma en la ciudad natal de Picasso. El más francés de todos los españoles o el más español de todos los franceses», apuntó el embajador de Francia, antes de imponer la medalla que acredita desde la tarde ayer a Francisco de la Torre como miembro de la Legión de Honor.