Material incautado por la Guardia Civil - ABC
Sucesos

Golpe a la moda de las cachimbas en Málaga

La Guardia Civil ha realizado 85 inspecciones en la provincia, ha puesto 125 denuncias y se ha incautado de 222 kilos de picadura de tabaco

MÁLAGAActualizado:

Las redes sociales están llenas de fotos de jóvenes fumando en cachimba. Consumir tabaco a través de este utensilio está de moda. Por esta razón, proliferan los locales donde se puede fumar en cachimba, lo cual ha alertado a la Guardia Civil de un posible uso irregular del tabaco en estos establecimientos, ya que no hay ningún tipo de control en estos locales y, según la Subdelegación del Gobierno en Málaga, se hace un uso permisivo de los locales de este producto.

Esto ha hecho que la Guardia Civil haya comenzado en la provincia de Málaga una campaña para «alertar del consumo de tabaco entre menores». «Es preocupante que nuestros hijos, sin ningún tipo de control, tengan un acceso tan fácil a este tipo de consumos», ha explicado el coronel Jefe de la Comandancia de Málaga, Jesús Esteban, en la mañana de este viernes.

«Es una operación sin precedentes en este país, que continúa abierta para controlar el uso de cachimbas en los locales de ocio», ha explicado Miguel Briones, subdelegado del gobierno. «Es un plan permanente contra el consumo minorista de drogas en los lugares de ocio» ha señalado el coronel Esteban, que asegura que «lo más preocupante es la presencia incontrolada de menores».

Se trata vigilar este tipo de servicio. Hasta la fecha, la Guardia Civil ha hecho 85 inspecciones en 20 municipios malagueños. El fruto de este trabajo es la aprensión de 222 kilos de picadura de tabaco. «Se ha registrado un caso de una menor de 12 años consumiendo en uno de los locales», ha remarcado Briones, que ha asegurado que el objetivo de estas inspecciones es «alertar a las administraciones con competencias directas de la aplicación de medidas sanitarias frente al tabaquismo».

La Guardia Civil ha cursado, hasta el momento, 125 denuncias administrativas en lo que va de campaña. Las razones son dispares. Se ha denunciado por permitir fumar en los lugares en los que existe prohibición para ello, como dentro de los locales de ocio, o la tenencia para la venta de picadura de tabaco de contrabando. También está la venta de esta sustancia sin la debida autorización para la comercialización o la venta de tabaco a menores de 18 años. Entre los motivos de denuncia está también el hecho de carecer de etiquetado en español del sucedáneo de tabaco. «Se han encontrado tabacos con etiquetas de varios países, sobre todo de Emiratos Árabes», ha afirmado Miguel Briones.

«Se está hablando de infracciones administrabas, de momento. Pero si esto continuase sin control, alertamos y pedimos el auxilio de la Fiscalía de Menores», ha abundado el coronel Esteban, que asegura que la Junta de Andalucía y la Aduana de Impuestos Especiales deben sancionar a los que incumplan la ley, como autoridades pertinentes en los diferentes delitos hallados. «Todo esto para la salud pública representa un peligro de mayor magnitud de la que pudiera parecer», ha añadido el subdelegado del Gobierno en Málaga, que ha apuntado que esta campaña debe servir como una llamada de atención a la sociedad, instituciones educativas, servicios sociales de municipios y comunidades autónomas, que «deben hacer ese seguimiento desde el punto de vista de la salubridad e higiene en los establecimientos hosteleros».