Obras de ampliación del hospital Costa del Sol en Marbella, paralizadas desde hace siete años
Obras de ampliación del hospital Costa del Sol en Marbella, paralizadas desde hace siete años - J.J.M.
SALUD

La Junta de Andalucía reconoce la calidad de los dos hospitales de Málaga que tiene paralizados

El Gobierno andaluz otorga certificados al HAR de Benalmádena y al hospital Costa del Sol, cuyas obras llevan paralizadas una década

MálagaActualizado:

El Hospital de Alta Resolución (HAR) de Benalmádena (Málaga) y cinco unidades del Hospital Costa del Sol de Marbella recibieron el jueves la certificación de calidad que otorga la Consejería de Salud a través de la Agencia de Calidad Sanitaria de Andalucía (ACSA). Los premios coinciden, según denuncia el Sindicato Médico de Málaga, con que también son dos hospitales que están paralizados en su construcción desde hace años. El HAR de Benalmádena lleva diez años pendiente de ser acabado por la Administración regional y el hospital Costa del Sol lleva siete años con las obras de ampliación enquistadas en diferentes procesos legales a tres bandas.

La Consejería de Salud destaca del centro sanitario de Benalmádena sus condiciones de accesibilidad y sus medidas de continuidad asistencial. Se le reconoce su programa de consultoría presencial y telefónica, entre atención primaria y las especialidades hospitalarias. Entre los parámetros por los que se concede el premio está «la puesta en valor del control y seguimiento que el hospital realiza sobre los procesos de soporte asociados al mantenimiento preventivo de las instalaciones», que llevan una década en construcción. El hospital, según los sindicatos del sector, están al 70 por ciento.

Sin especialidades

El Sindicato de Enfermería calculó el pasado mayo que el 30 por ciento del hospital permanece sin habilitar, igual que hiciera el Sindicato Médico en el pasado mes de abril. En un «fantasma» de ladrillo vacío que no tiene uso y que está sin construir. Mientras tanto, llegan las distinciones por parte de Salud. Los profesionales se quejan de que no hay consultas de especialidades como Urología, Oftalmología o Dermatología y que la empresa público-privada que gestiona las instalaciones de este HAR, «financiada al cien por cien» por la Consejería de Salud, «no da respuesta a las demandas».

En situación similar está el hospital Costa del Sol de Marbella, también operado por una entidad público-privada participada por la Junta de Andalucía. En esta ocasión, ha recibido cinco nuevos certificados de calidad por parte de la Agencia de Calidad Sanitaria para las áreas integradas de gestión de Farmacia Hospitalaria y Nutrición, Cuidados Críticos, Urología y Hemodiálisis, Radiodiagnóstico y Laboratorio Clínico. Sin embargo, como destaca el Sindicato Médico, es otro de los centros que se encuentran sin terminar de construir. La Junta programó una ampliación que sólo es otro «fantasma» de ladrillo.

En el juzgado

Las obras de ampliación de este hospital llevan paralizadas desde hace siete años –ya van para ocho–, sin que el Gobierno andaluz, que llegó a plantear un rescate de la concesión de obras, porque la empresa no habría cumplido el contrato, haya puesto remedio a las demoras. La ampliación se encuentra afectada por siete litigios entre las tres partes implicadas en los diferentes procesos de ejecución de las obras –empresa, Ayuntamiento y Consejería de Salud–.

Se da la circunstancia que este es el centro de referencia para toda la Costa del Sol Occidental, aglutinando a varios cientos de miles de pacientes, que se multiplican cuando se contabiliza la población flotante de los municipios de Mijas, Fuengirola, Marbella, Estepona y Manilva.