Sede judicial en la avenida Juan Carlos I de Estepona
Sede judicial en la avenida Juan Carlos I de Estepona - G. MAPS
JUSTICIA

El juzgado de Astapa en Estepona al borde del desahucio sin que la Junta aporte solución

El 30 septiembre se cumple la cesión de uso del edificio municipal en el que están los juzgados de Instrucción 1 y 2 de la ciudad y donde se abrirá el mes que viene Instrucción 6

EsteponaActualizado:

El Juzgado que lleva Astapa, el mayor caso de corrupción dado en el Ayuntamiento de Estepona hasta la fecha, durante la época del socialista Antonio Barrientos como alcalde y que llegó a ser catalogado como «la pequeña Malaya», está a punto de ser desahuciado. Los Juzgados de Instrucción 1 y 2 de Estepona corren el peligro de quedarse sin sede en los próximos meses. El edificio de la avenida Juan Carlos I de la localidad de la Costa del Sol debe ser abandonado el próximo 30 de septiembre. Es el día en el que expira el plazo de 30 años de aceptación del usufructo del inmueble y cuando la Junta de Andalucía tiene que dejarlo libre al municipio para otro uso.

Sin embargo, pese a los requerimientos periódicos del Ayuntamiento, la Junta de Andalucía sigue sin habilitar otro lugar donde llevarse esta sede judicial. Desde el 2 de marzo de 2016 hasta el pasado 7 de junio de 2018, el Consistorio ha remitido cartas, primero al consejero Emilio de Llera y luego a la titular de Justicia e Interior andaluza Rosa Aguilar, para que habiliten otro espacio donde albergarlos. El problema se ha puesto en conocimiento de los directores generales de infraestructuras de la Consejería de Justicia, Carlos Simón primero y Eduardo Tamarit después. Y también del delegado del Gobierno andaluz en Málaga, José Luis Ruiz Espejo.

La juez decana de Estepona, Isabel Conejo, también ha dejado constancia ante el Gobierno andaluz, y ante todas las instancias superiores, de la obligatoriedad de la salida de este inmueble y sin éxito hasta la fecha. Según confirma el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA), se ha dado conocimiento a la Junta de Andalucía de esta situación y se está a la espera de que se aporte una solución por parte de la Administración.

Nuevo juzgado

Pero la Junta no sólo no busca otro lugar para ubicar esta sede, sino que va a abrir el próximo 2 de julio, en el mismo edificio del que va a ser desahuciada, el nuevo Juzgado de Instrucción 6 de Estepona. «Se está habilitando el espacio sin necesidad de hacer obras», explican fuentes municipales, que añaden que la adaptación del inmueble para acoger un nuevo juzgado «no ha requerido ni licencia de obras».

Sin solución por parte del Gobierno andaluz, el Ayuntamiento ha tratado de poner en marcha fórmulas viables para que no se deje de prestar el servicio. En varias ocasiones, el pleno del Consistorio ha aprobado el ofrecimiento de la parcela «La Lobilla». Este lugar tiene incluso un informe pedido por la asesoría jurídica el 14 de diciembre de 2016 para ver la idoneidad del lugar para hacer una sede unificada de los Juzgados de Estepona.

En la resolución del mismo, el 2 de mayo de 2017, los servicios técnicos municipales dicen que la parcela es compatible con el uso para la justicia y explican que se puede construir un edificio de 2.758 metros y tres plantas de altura.

Fin de la dispersión

Esta obra acabaría con la dispersión de las sedes judiciales, ya que ahora Instrucción 3 y 4 están en calle Delfín, Instrucción 5 está en Puerta del Mar –donde estaba el caso del Ático de Ignacio González, expresidente de la Comunidad de Madrid– e Instrucción 1, 2 y próximamente 6 en el mencionado inmueble de Juan Carlos I. «La dispersión granjea problemas de diferente índole, pero sólo el hecho de estar en zonas residenciales ha dado muchos problemas con los vecinos», explican fuentes judiciales.

Pero no son los únicos problemas. En el caso de la sede de la avenida Juan Carlos I, ABC ya contó la precariedad en este juzgado que, entre insalubridad y hacinamiento, trataba de instruir la causa de Astapa, que se alargó durante diez años hasta que se acabaron las primeras diligencias. No es el único caso. En Instrucción 5 ha sido el Defensor de Pueblo arrancó una investigación de oficio por el desprendimiento de un techo en el edifico de Puerta del Mar. El propio sindicato de funcionarios CSIF avisó de las goteras y filtraciones de agua constantes en estas zonas.