Emilio de Llera, (derecha)
Emilio de Llera, (derecha) - ABC
TRIBUNALES

El consejero andaluz de Justicia compara el caso ERE con un bolero de Machín

Emilio de Llera afirma que la investigación «puede durar toda una vida» con la última reforma legal

SEVILLAActualizado:

El consejero de Justicia e Interior de la Junta, Emilio de Llera, vuelve a meter presión a las instituciones judiciales para que concluya de una vez la instrucción de los ERE, causa en la que están imputados 52 ex altos cargos del Gobierno andaluz, entre los que se encuentran los expresidentes Manuel Chaves y José Antonio Griñán. Lo hizo mostrando su desacuerdo con el actual modelo de justicia penal porque las investigaciones «tienden a etenizarse», aseguró al ser preguntado por los periodistas sobre la petición que ha cursado la Fiscalía Anticorrupción ante la juez instructora, María Núñez Bolaños, para ampliar 18 meses más el plazo de instrucción de la causa.

La reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal impulsada por el PP pone límites temporales a las investigaciones: seis meses para las causas sencillas y 18 meses para las complejas, prorrogables por igual periodo.

El responsable autonómico, que es fiscal en excedencia, consideró el pasado jueves que «de nada va a servir» la última reforma de la Ley de Enjuiciamiento Criminal porque «estos 18 meses son prorrogables y prorrogables», según recoge la agencia Europa Press. De tal forma que «una instrucción penal puede durar, como decía Machín, toda una vida», proclamó comparándolo con uno de los boleros más populares del cantante cubano. Lo dijo durante una rueda de prensa que ofreció en Huelva donde presentó el Premio Andaluz para la Difusión de la Mediación.

De Llera ha mostrado sin reservas sus dudas por la instrucción de los ERE de forma más explícita cuando la dirigía Mercedes Alaya, quien dejó el juzgado para irse a la Audiencia de Sevilla.

Un día después de que ABC revelara que María Núñez prepara un auto por el que exculpará a varios empresarios imputados por la prescripción de delitos, De Llera aseguró que los delitos no pueden prescribir si se dirige el procedimiento contra el culpable, salvo que «no se haya dirigido contra el culpable y pase el plazo de prescripción, ya que en este caso sí prescribiría».

Núñez cede el caso

Por otro lado, el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) aceptó ayer que la magistrada María Núñez Bolaños ceda el caso ERE a Álvaro Martín, el juez de apoyo de su juzgado, como acordó el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía ante una propuesta presentada por el juzgado. Núñez ganó un pulso a Alaya para quedarse con esta macrocausa. Martín es el tercer juez en seis meses que asume las diligencias.