La presidenta de la Junta, Susana Díaz, este jueves en el Parlamento
La presidenta de la Junta, Susana Díaz, este jueves en el Parlamento - JUAN FLORES

Todos contra Susana Díaz

La sesión de control al Gobierno en el Parlamento se convierte en un ring de boxeo contra la presidenta de todos los partidos

SEVILLAActualizado:

La sesión de control al Gobierno en el Parlamento andaluz se ha convertido este jueves en una suerte de ring de boxeo contra la presidenta andaluza, Susana Díaz, a la que acusan de estar centrada en las primarias de su partido.

El debate más agrio lo ha protagonizado frente a Juanma Moreno, el líder del PP andaluz, en un cruce continuo de reproches por la situación interna que tienen ambos partidos. Juanma Moreno ha advertido a la presidenta de la Junta que si pierde las primarias del PSOE no puede volver a Andalucía como si esto fuera un «plan B o un segundo plato«, mientras que la jefa del Ejecutivo ha dicho que el líder popular «no arregla ni su casa ni apuesta por Andalucía« ya que se ha mantenido «escondido» durante un mes para no dar explicaciones por el «atraco» que han supuesto para esta comunidad los PGE.

«Incluso ha tenido que recurrir a Génova para pedirle que le solucione algunos de los líos, Sevilla, Granada, Córdoba y Jaén, fruto de su imponente liderazgo político», ha dicho la presidenta a Moreno en tono irónico.

En el mismo tono, el líder popular ha expresado que le preocupa que la presidenta no le dedique tiempo a Andalucía, lo que cada vez se nota más. «Cada día su ambición le exige más y debe de emplearse con mayor ahínco para cumplir sus objetivos y aquí necesitamos a una presidenta al cien por cien de dedicación y de ambición por esta tierra».

Con la portavoz de Podemos, Teresa Rodríguez, el enfrentamiento también ha sido duro. La lideresa morada ha acusado a Díaz de invertir la publicidad institucional en su propio beneficio y ha detallado que, tras estudiar más de tres mil contratos de la Junta ha encontrado que las «deficiencias» detectadas en el 2012 por la Cámara de Cuentas «siguen presentes».

En este sentido, Teresa Rodríguez ha detallado que los contratos los hacen los entes instrumentales, lo que dificulta la fiscalización, además del uso de la fórmula del patrocinio con contratos menores y sin publicidad.

Como caso «paradigmático», se ha referido a los gastos de Andalucía en FITUR, con un gasto de más de dos millones de euros, uno más que en 2016. «La sorpresa mayúscula: solamente el stand de la Junta que dura cuatro días cuesta un millón de euros, más que el presupuesto de las Fallas más cara de la historia de Valencia. A eso se unen otros 740.000 euros y el pago de 6.000 euros por mandar un autobús a Fitur. ¿El autobús es de oro?», se ha preguntado Rodríguez.

Susana Díaz, por su parte, ha instado a la líder de Podemos a acudir a los tribunales si cree que hay irregularidades y que en caso contrario «tendrá que ratificar lo que ha dicho. No puede lanzar insidias e irse libremente. No se lo voy a permitir».

Hasta Ciudadanos

Las críticas a la presidenta han llovido también desde las filas de Ciudadanos, el grupo que suele tener el tono más amable con la presidenta. Su portavoz adjunto, Sergio Romero, le ha preguntado por las inversiones de la Junta en comercio y turismo detallando los capítulos de inversiones pendientes y tratando de poner en un aprieto a Susana Díaz.

La presidenta se ha comprometido a llevar a la Cámara antes de que finalice este año la ley de Cámaras de Comercio de Andalucía y la Ley del Comercio Interior, promesa que no ha sido suficiente: «No me ha convencido sino que me genera más dudas que garantías. La política comercial de la Junta de Andalucía es muy mejorable».

«Aburrimiento»

El coordinador general y portavoz parlamentario de IU, Antonio Maíllo, ha reprochado a Susana Díaz, su «desgana a la hora de ejercer el cargo, así como su desidia», que, según ha opinado, «incapacitan a la jefa del Ejecutivo autonómico para liderar una Andalucía que necesita impulso».

«Esto le aburre, son cosas menores y a usted le gusta la política grande», ha dicho Maíllo. «A mí me da igual la situación del PSOE, allá ustedes dándose coces, pero sí me importan las consecuencias que para Andalucía tiene su inacción».

Antonio Maíllo ha preguntado por las medidas que va a tomar la Junta para mejorar las condiciones de vida de los trabajadores temporeros, a lo que la presidenta ha respondido defendiendo su gestión y criticando al Gobierno de Mariano Rajoy por recortar fondos.