El elenco artístico de «Le fille du régiment» junto a Pedro Halffter este martes en el Maestranza
El elenco artístico de «Le fille du régiment» junto a Pedro Halffter este martes en el Maestranza - ROCÍO RUZ
ÓPERA

«La fille du régiment»: el bel canto más divertido llega a Sevilla

El Maestranza programa por primera vez esta ópera de Donizetti, con la que debuta la emergente soprano Pretty Yende

SEVILLAActualizado:

El telón se alza por primera vez en el Teatro de la Maestranza para «La fille du régiment», una título de Gaetano Donizetti que aúna la comicidad con la exigencia vocal del bel canto. Una ópera, la segunda de la temporada tras «Fidelio», que cuenta entre sus mayores atractivos con el debut en el papel de Marie y en Sevilla de una de las voces emergentes más destacadas de la escena lírica, la soprano sudafricana Pretty Yende.

Esta «Hija del regimiento» llega a Sevilla, donde se representará los 26 y 29 de noviembre, y el 2 y 5 de diciembre, en una producción del Gran Teatro del Liceo, reproducida de la coproducción original que realizaron el Metropolitan de Nueva York, el Covent Garden de Londres y la Staatsoper de Viena. La dirección musical corre a cargo de Santiago Serrate, bien conocido en Sevilla por haber sido asistente del director artístico del Maestranza, Pedro Halffter, mientras que la reposición de la puesta en escena es de Marcelo Buscaino.

«Es una ópera extremadamente divertida», señaló Halffter, sobre un título en francés que se convirtió en «muy popular por su exigencia vocal», añadió, y que en Francia «es una institución, pues se solía representar cada 14 de julio por la toma de la Bastilla».

Se trata de una ópera en dos actos con música de Donizetti sobre un libreto de Jean François Bayard y Jules Henry V. de Saint-Georges, que se inscribe dentro de la ópera cómica, con partes cantadas y habladas, un género «muy parecido a nuestra zarzuela», explicó Serrate.

En ese sentido, el director musical señaló que la obra se encuadra dentro del bel canto, lo que significa «canta bien» en italiano y en ópera constituye el «summun de la técnica vocal a la máxima calidad», lo que se debe a un «sevillano universal, Manuel García, que inventó esta técnica». De hecho, añadió, Joan Sutherland, una de las grandes sopranos del siglo XX, «basó su estilo en el libro de Manuel García».

Esta ópera presenta las andanzas de Marie, una huérfana encontrada en el campo de batalla y adoptada por un regimiento napoleónico, así como su amor por un tirolés del que se ha enamorado, en un romance que se complica con la aparición de su tía, una noble que pretende casarla con alguien de su condición.

Todo ello se narra con comicidad y ligereza durante dos actos que suman algo más de dos horas en la que «triunfa el amor», lo que se revela, indicó Serrate, como «una oportunidad fantástica» para introducirse en la ópera para todas aquellas personas que no hayan acudido nunca a una representación.

Comicidad y ligereza se aúnan en esta producción en dos actos que celebra la exigencia vocal del bel canto

Sobre la puesta en escena, Marcelo Buscaino destacó que se trata de una producción que ha tenido mucho éxito y que, al igual que el bel canto que contiene es muy exigente en el plano formal, la escenografía también tiene un importante elemento formal, que exige una «gran precisión en los movimientos», donde el principal reto es lograr que «ese formalismo comunique emocionalmente con el público».

«La fille du régiment» cuenta entre sus principales atractivos un reparto encabezado por la soprano sudafricana afincada en Milán Pretty Yende, una estrella emergente de la escena lírica internacional, con un contrato con Sony -con la que ha editado dos discos- y presencia en los principales escenarios, como el Covent Garden, el Metropolitan, la Ópera Nacional de París y la Scala de Milán, entre otros.

Pretty Yende debuta en el papel de Marie, un personaje del que ha aprendido mucho, no solo como cantante, ya que «tiene mucha fuerza y coraje. Es una hija que tiene 1.500 padres, por lo que tiene, además de la energía de obedecer, la pasión y la fuerza de un hombre».

Especialista en ópera bufa tras haber interpretado obras como «El barbero de Sevilla» o «L'elisire d'amore», Yende destacó el impontante esfuerzo físico que exige a los intérpretes esta obra, así como la dificultad del francés tanto a la hora de cantar como de actuar.

Regreso al personaje

Estas dificultades de la obra también las señaló el tenor estadounidense John Osborn, que también debuta con este papel en el Maestranza en el papel de Tonio, un papel, según confesó, que interpretó por última vez en 2007.

Osborne nunca ha querido abandonar el bel canto, aunque, según explicó, actualmente está más metido en un repertorio «más lírico», con títulos como «Werther» y «Manon», entre otros. En ese sentido, señaló estar encantado con volver sobre esta ópera de Donizetti.

La tercera de las debutantes en una ópera en el Maestranza es la mezzosoprano bielorrusa, aunque asentada en España, Marina Pinchuk, quien destacó la importancia del personaje que interpreta, la marquesa de Berekenfield, porque junto a las partes cantadas «tiene mucho texto hablado y eso me ayuda a crecer no solo como cantante, sino como actriz».

En el reparto también sobresale la presencia no de una cantante, sino de una de las actrices españolas más celebradas: Vicky Peña, quien interpreta a la duquesa de Crackentorp, «la mala y la antipática de la función». Peña calificó de «excitante» su participación en esta producción y ver desde primera fila a todos los cantantes ejecutar «numerosas filigranas vocales».

El reparto de «La fille du régiment» lo completan el barítono Carlos Daza, David Lagares, Alberto Arrabal, Juan Carrillo y Moisés Molina, a los que se suman la figuración y el Coro de la AA. de A. del Teatro de la Maestranza, dirigido por Íñigo Sampil. En el foso estará la Real Orquesta Sinfónica de Sevilla (ROSS).

El director musical destacó, en ese sentido, el trabajo y el «altísimo compromiso» del coro y la orquesta, así como el personal del teatro, algo que señalaron todos los cantantes, que coincidieron en la comodidad y facilidades encontradas para desarrollar su trabajo.

Serrate y Halffter también pusieron el acento en que el 90% del reparto de esta producción es español. «Esto es hacer marca España», indicó el director musical, mientras que Halffter hizo hincapié en la imagen exterior que tiene el teatro, algo que comprobó en primera persona durante una reciente estancia en Roma como jurado, junto a directores de otros teatros de ópera, de unos premios internacionales de lírica.