El ascenso es posible; a tres puntos

Por  17:45 h.

El Real Betis hizo válida la victoria ante el Cartagena y ganó de forma clara al Rayo Vallecano por tres tantos a uno. En la primera mitad Jonathan Pereira y Emana adelantaron a los verdiblancos y nada más comenzar los segundos cuarenta y cinco minutos Jonathan Pereira volvió a perforar la meta de Dani Giménez. El mejor del partido estuvo en la figura de Sergio García que se erigió en protagonista del entuentro al haber dado las tres asistencias de gol. El Rayo a última hora tuvo la ocasión de acortar distancias y Piti batió a Goitia desde los once metros porque Ontanaya López pitó penalti de Melli a Pachón.

Betis: Los jugadores celebran uno de los tantos marcados al Rayo
Real Betis 3 Rayo V. 1
3 – Real Betis
Goitia; Damiá, Melli, Carlos García, Nacho; Mehmet Aurelio (Iriney, min. 56), Arzu (Capi, min. 63); Juanma, Emana, Jonathan Pereira; y Sergio García (Pavone, min. 55).
1 – Rayo Vallecano
Dami Giménez; Tito (Albacar, min. 46), Salva, Pelegrín, Coke; Quero (Susaeta, min. 66), Movilla, Míchel (Pachón, min. 73), Jofre; Piti y Rubén Castro.
Goles
1-0, min. 17: Jonathan Pereira; 2-0, min. 21: Emana; 3-0, min. 48: Jonathan Pereira; 3-1, min. 92: Piti.
Árbitro
Ontanaya López (Colegio castellano-manchego). Mostró tarjeta amarilla a Carlos García, Mehmet Aurelio, Coke, Míchel y Susaeta.
Incidencias
Unos 25.000 espectadores en el Ruiz de Lopera, en una jornada bastante lluviosa. Partido correspondiente 27ª jornada del campeonato nacional de Liga en Segunda división, Liga BBVA.

La primera mitad tuvo un claro dominador, el Betis. La escuadra de Víctor Fernández salió literalmente a comerse a su rival desde el principio y ya en los primeros minutos, con llegadas de Juanma y Sergio García y un cabezazo de Pereira que el meta rayista despejó bajo la línea de gol, asustó a su rival, aunque el Rayo nunca se fue del partido. Pero los goles los puso el equipo verdiblanco. En cuatro minutos, los que van desde el 17 hasta el 21, marcó el Betis los dos goles con los que se marchó ganando al descanso. Sergio García participó en ambos tantos, primero para servir un gran pase de la muerte dentro del área grande que Jonathan Pereira (tercer gol del gallego desde que llegó el pasado mes de enero) envió a la red con Dani Giménez totalmente batido. Luego, el campeón de Europa dio una nueva asistencia desde el centro del campo para el camerunés Emana, que ante la salida del portero visitante lo batió por bajo llevando una gran alegría a los poco más de veinticinco mil aficionados que poblaban las gradas del coliseo de la Avenida de La Palmera.

El Betis siguió con el dominio, pero se fue diluyendo en el encuentro cuando Emana empezó a desaparecer, y el Rayo comenzó a tener más llegadas hasta la frontal de Goitia, incluso en alguna falta lanzada por Míchel llevó algún tipo de peligro a la parroquia verdiblanca que no terminaba de creerse, pese a la clara diferencia en el juego y el marcador, la victoria de su equipo, sensaciones con las que se llegaba al descanso.

Pereira, con su segundo gol, ‘mató’ al Rayo
La segunda parte comenzó igual que la primera, con total y absoluto dominio bético en el terreno de juego. Y fruto de ello fue el tercer tanto bético que ya puso la tranquilidad nada más reiniciarse el partido. Nueva apertura hacia la caída a banda izquierda de Sergio García que volvió a poner un balón al corazón del área que primero dejó pasar Emana y Jonathan Pereira, en el punto de penalti batió a Dani Giménez, anotando su cuarto gol desde que llegó, segundo en su cuenta particular de la tarde.

A partir de ahí, el partido decayó y Víctor comenzó a refrescar el equipo dando entrada a Pavone y a Iriney por Sergio García y Mehmet Aurelio, pero el Rayo tampoco opuso demasiada oposición a la victoria definitiva del conjunto verdiblanco. Aún así el choque deja la lesión de Arzu, que tuvo que abandonar el terreno de juego en el minuto 63, siendo sustituido por el camero Capi. El futbolista de Dos Hermanas se marchó con unas molestias en la zona de la tibia más aproximada al tobillo, por lo que habrá que esperar a las exploraciones del doctor Calero para saber el alcance de la lesión.

El Betis intentó buscar el cuarto tanto con alguna jugada de buena intención de Pavone, balón al larguero incluido en el 90, en asociación con Pereira y Emana, pero al final no llegó. Se notó un pequeño bajón en el equipo verdiblanco tras la marcha del terreno de juego de Sergio García, pero el Rayo no opuso apenas resistencia y los tres puntos se quedaron Heliópolis. A última hora Piti tuvo la ocasión de acortar las largas distancias en el marcador, con un disparo desde los once metros con el que batió a Iñaki Goitia.

Ahora lo que hay que pedirle a este equipo es regularidad, porque tras estos dos resultados solventes ante cartagena y Rayo Vallecano se ha reenganchado de forma clara al tren del ascenso y hay que demostrar que el Betis puede subir ya en la siguiente jornada, en la visita al Stadium Gal, donde hay que intentar vencer al Real Unión de Irún.