Como si es otra vez de penalti…

Por  3:30 h.

Betis: Un gol de penalti de Aquino dejó los puntos en Heliópolis en la 93-94Nueva estadística que el Betis no debería romper. Sobre todo porque el paso hacia el ascenso sería de metro y medio, de arrancada de Induráin, de esos que dejan a los rivales estupefactos. Los resultados que el líder de la categoría, el Hércules, consigue históricamente en Heliópolis no deben modificarse el domingo a las dos. Porque los herculinos nunca puntuaron en sus ocho visitas al Betis en la división de plata y sólo lo hicieron en tres ocasiones (dos empates y una victoria, en la 81-82) en Primera.

Por eso, aunque sea repitiendo el cómo, los de Víctor darían un paso importante de lograr la victoria ante los de Esteban Vigo. Decimos lo del cómo porque las dos últimas victorias heliopolitanas en Segunda ante el Hércules se lograron sufriendo y con un penalti en la recta final del encuentro. En la 93-94, última vez que coincidieron en Segunda, Alexis —que acababa de salir al césped— adelantó a los de Kresic en el 65. Vorkapic puso el empate en el luminoso y, justo en el alargue y «tras una discutible caída de Alexis en el área» —según el cronista de ABC de Sevilla, Manuel Ramírez Fernández de Córdoba—, Antoñaza Moraza decretó una pena máxima que Aquino transformó.

Lo más curioso es que la forma repetía la del anterior enfrentamiento en Segunda entre béticos y herculinos, de abril de 1974. Aquella tarde, Anzarda puso en el 4 el 1-0, pero Sabaté en propia meta igualaba la contienda justo antes del descanso. En la recta final, y de nuevo tras una más que discutible pena máxima, Biosca dejaba los puntos (entonces dos) en casa.

En Primera, el último duelo entre ambos —también hasta la fecha en todas las divisiones— acabó igualmente con 2-1, aunque con mucha más relajación para los de Serra. Era marzo de 1997 y Finidi y Alfonso colocaban un claro 2-0 para los verdiblancos, resultado que maquilló Miljanovic en la recta final del encuentro. Desde aquella temporada, los destinos del Betis y del Hércules se han ido entremezclando, con descensos y ascensos de uno y otro, pero sin más coincidencias de categoría.

Romper más rachas
La victoria verdiblanca el domingo también rompería una racha larga, casi eterna ya, que data de mayo de 1994. Aquella tarde fue la última en la que el Betis le ganó al líder de Segunda, en la visita del Español a Heliópolis. Este año empató en casa con el Cartagena (0-0) y perdió ante la Real Sociedad (2-0).

Para reunir un dato estadístico más, de ganar el conjunto de Víctor el Hércules volvería a enlazar dos derrotas, hecho que no se produce desde enero de 2009. En aquella ocasión perdió en su visita al Celta (2-1) y en casa ante el Alicante (1-2). La semana pasada, los de Esteban se vieron sorprendidos por un correoso Castellón y ahora visitan Heliópolis. Los verdiblancos querrán ser el equipo que rompa esta racha de resultados de los herculinos. Aunque sea de penalti y en el descuento. Todo sea por la costumbre…