Los recuerdos de Rubén: “Me quedo con el gol al Alcorcón, porque era la vuelta del Betis a Primera”

El Betis emitió un vídeo con algunos de los mejores momentos del canario en sus más de seis años como bético

Por  17:38 h.

Durante la rueda de prensa en la que el Betis y Rubén Castro han escenificado el acuerdo de renovación del delantero de Las Palmas de Gran Canaria hasta el 30 de junio de 2019 -si cumple una serie de requisitos, sobre todo un número de partidos durante el curso 2018-19-, se ha emitido un vídeo con las mejores imágenes del atacante verdiblanco en sus ya más de seis años como jugador de la entidad de las trece barras. En las imágenes, editadas por el departamento de comunicación del club, se ven imágenes como su presentación en el que fue su primer día en verdiblanco, algún momento con Jorge Molina o el homenaje que la afición le brindó en aquel partido ante el Mallorca después de convertirse en el máximo goleador histórico del Real Betis Balompié. Pero sobre todo lo que más aparece en el vídeo son goles y celebraciones. Porque Rubén Castro lo que ha hecho en el Betis es pasar a la historia y marcar una barbaridad de tantos, 138 hasta el día de hoy en concreto.

Cada vez que a Rubén Castro se le preguntaba en una entrevista por cuál ha sido el momento que recuerda con más cariño durante su etapa en el Betis, el ’24’ siempre se refería a aquel gol que le marcó al Levante en el Villamarín el 13 de enero de 2013. Tras el tempranero gol de Joel Campbell para los heliopolitanos -minuto 7-, ya en la mitad en una jugada trenzada Nacho cedió para que Rubén Castro, nada más recibir, girase sobre sí mismo con el balón controlado y disparase a puerta, poniendo el esférico en el segundo palo de tiro cruzado haciendo imposible la estirada del meta uruguayo Gustavo Munúa.

Pero hoy se le ha vuelto a preguntar a Rubén por el mejor recuerdo en verdiblanco y ya se queda con otro algo más reciente: “Hay bastantes momentos en siete años. He pasado muchas cosas. Me acuerdo mucho del gol del Alcorcón, porque era la vuelta del Betis a Primera”. Aquella tarde del 24 de mayo del año pasado en la que el todo el beticismo celebró por fin el regreso de su equipo a la máxima categoría, Rubén Castro, asistido por su amigo Jorge Molina, finalizó una rápida jugada del conjunto verdiblanco batiendo con una bella vaselina al guardameta del Alcorcón, Javi Jiménez. Después, el canario anotó el segundo gol del partido de penalti y Molina anotó el tercer y definitivo tanto.