El Villamarín clama contra los árbitros con 16.000 cartulinas amarillas

Para mostrar su queja por las últimas actuaciones arbitrales y mostrar su apoyo a Poyet por sus declaraciones del martes

Por  20:50 h.

La afición del Real Betis está cansada de los árbitros. La gota que ha colmado el vaso ha sido el arbitraje de Estrada Fernández en el Ramón Sánchez-Pizjuán el pasado martes en el partido frente al Sevilla FC, en el que el colegiado catalán no dio validez a un tanto legal de Álex Alegría en el minuto 54 de juego, pocos instantes después de que Mercado adelantase a los sevillistas. Pero además, el aficionado del Betis también se queja del árbitro del partido frente al Deportivo de La Coruña y del del choque del viernes pasado frente al Granada, ambos en el Villamarín, el primero por algunas manos dentro del área coruñesa que rompiesen el empate en el marcador, y el segundo por el penalti que el colegiado pitó contra Adán y el que no concedió sobre Felipe Gutiérrez.

Por todo ello, el estadio Benito Villamarín ha protestado en los prolegómenos del encuentro frente al Málaga CF contra los árbitros. 16.000 cartulinas amarillas han sido levantadas y mostradas en las gradas bajas del campo del Betis para que se sepa que están cansados de las últimas actuaciones arbitrales y también para mostrar su apoyo a Gustavo Poyet tras su enérgica queja al término del partido de Nervión del pasado martes. Durante la salida de los dos equipos y del equipo arbitral, el Villamarín levantó las cartulinas amarillas y entonó cánticos del tipo ‘hasta los huevos, estamos hasta los huevos’ o ‘Tebas, vete ya’.