Jordi Figueras y Amaya, durante un entrenamiento del Betis (Foto: J. J. Úbeda)
Jordi Figueras y Amaya, durante un entrenamiento del Betis (Foto: J. J. Úbeda)

Lo que faltaba: presuntos amaños

"No hay una semana tranquila en el Betis, ni siquiera un día"
Por  17:58 h.

Habría que empezar a opinar de este tema por dejar clara la presunción de inocencia de los posibles implicados en la trama de amaños de partidos del final de la pasada temporada que ha salpicado al Real Betis Balompié y señalado a dos jugadores, Antonio Amaya, bético hasta el pasado curso, hoy en las filas del Rayo Vallecano, y Jordi Figueras, que sigue vistiendo en esta temporada 2014-15 la camiseta que luce el escudo de las trece barras. Una vez aclarado eso, la imagen del club ha quedado manchada. Una entidad de la tradición, el sentimiento y la historia del Betis no puede permitir que su nombre esté relacionado con uno de los peores asuntos relacionados con el juego limpio y la integridad del deporte, como son los amaños. Y si en las pertinentes investigaciones sobre estos presuntos amaños sigue apareciendo el nombre del Betis, aunque sea indirectamente a través de algunos jugadores, la entidad tiene que cortar todo de raíz. Cabe la posibilidad de que al Betis, en el aspecto estrictamente deportivo, no le ocurra nada, -por ejemplo algún descenso de categoría- pero tiene que tomar medidas contundentes, con todas las consecuencias que le puedan traer.

Por si fuera poco, con lo que ya hay en la entidad, estos presuntos amaños es lo que faltaba en el Betis. No hay ni un sólo día de tranquilidad en un club que lucha en Segunda división por regresar a la élite del fútbol nacional, que está inmerso en un Concurso de Acreedores y que deportivamente en las últimas fechas, anda enfrascado más mal que bien en la lucha por el ascenso a Primera, después de que los tres empates frente al Numancia, la Ponferradina y el Albacete, hagan del partido del sábado contra el Gerona prácticamente una final. Cuando parecía que ya se había contado todo en el Betis (presunto delito societario, denuncias y medidas cautelares contra Lopera, deuda de noventa millones de euros, entrada en el Concurso de Acreedores, ascensos, clasificaciones europeas, el descenso más ridículo de la historia e incluso el fallecimiento de un jugador del que muchos se acordarán frente al Gerona), ahora también hay que tratar y estar muy atentos con lo que pase con estos presuntos amaños. Es la capacidad de autodestrucción del Betis.

Jesús Sevillano

Jesús Sevillano

Jesús Sevillano

@JSevillano83

Periodista deportivo, escribo en http://t.co/ERTftMrtAv http://t.co/vdsWcQ6hNn y ABC de Sevilla
RT @AFDLP: Benfica-Betis, al descanso (1-1): Sergio León marca dentro de la desorganización https://t.co/pjf6OPlhEn vía @RamonRomanR @AFDLP - 10 mins ago