Miguel Torrecilla, antes de ofrecer una rueda de prensa sobre el Betis en el Benito Villamarín (Foto: J. J. Úbeda)
Miguel Torrecilla, antes de ofrecer una rueda de prensa sobre el Betis en el Benito Villamarín (Foto: J. J. Úbeda)

Musonda y más

Miguel Torrecilla está obligado a acertar en posicione claves del equipo como la defensa y el ataque
Por  10:22 h.

Cerca está Miguel Torrecilla de cumplir su primer mes en el Real Betis. Cien son los días que, como cortesía, se le suelen conceder a todos los que acceden a un puesto antes de evaluar el trabajo realizado. El problema es que en Heliópolis los plazos destacan por ser algo distintos a los del resto. Todo transcurre a más velocidad. Las urgencias se amontonan, sobre todo, porque las cosas no se han hecho del todo bien en los últimos años. Y a Torrecilla le ha tocado darle la vuelta a una plantilla amortizada en muchas de sus líneas.

Queda más de un mes para empezar y 90 días para que se cierre el mercado de fichajes. Hay tiempo de sobra pero muchos esperaban algo más de movimiento a estas alturas. El Betis necesita tomar velocidad en las gestiones. Se ha fichado a un lateral y parece que el regreso de Musonda está encarrilado. Raro es el director deportivo que acierta en todos los fichajes. Sin embargo, Torrecilla tiene poco margen para el error. No se debe equivocar en puestos claves como el centro de la defensa y el ataque. Muchos encuentros se deciden por detalles en ambas áreas.

A Gustavo Poyet no le desagrada la idea de partidos de ida y vuelta, con centrocampistas que se incorporen al ataque con peligro y transiciones rápidas. Se pudo ver en Inglaterra y también en Grecia. Para ello hay que tener futbolistas fiables con los que guardar la portería propia y otros capaces de meter miedo al contrario. Fichaje capital será el del delantero, alguien que permita respirar a Rubén Castro. De hecho, lo ideal es que el nuevo atacante sea el máximo responsable del gol bético y que el canario se convierta en un acompañante de lujo que pueda seguir aportando calidad en la zona de ataque. Y todo sin olvidar algo tan importante como el asunto de los descartados. El Betis lo tiene complicado para vender a determinados jugadores. Torrecilla tendrá que tirar de contactos para ver si es posible encontrarles acomodo en otro lugar. Y si llega el 7 de julio y no hay solución, habrá que utilizar parte de los fondos para finiquitar los contratos. No hay otra.

Juan Arbide

Juan Arbide

Redactor de Deportes en ABC de Sevilla
Juan Arbide

@JuanArbide

Redactor de deportes en ABC
EN VÍDEO: Charla de Setién en el inicio del entrenamiento https://t.co/C2t5d3rzqE vía @AFDLP #Betis - 38 mins ago