Varios jugadores del Betis, durante el derbi jugado en Nervión (Foto: EFE)
Varios jugadores del Betis, durante el derbi jugado en Nervión (Foto: EFE)

Punto de inflexión

Lo ocurrido en los derbis ha marcado parte de la temporada bética
Por  11:08 h.

La semana se le está haciendo demasiado larga a Juan Merino. El derbi le ha pasado factura al entrenador del Betis por decisiones tomadas antes, durante y después del partido. El tema de Fabián, la alineación inicial, quitar a Musonda en la segunda parte y algunas de sus palabras ante los medios minutos después de la derrota, son algunas de las cuestiones que le han hecho daño. El partido contra el Sevilla se le presentaba como una posibilidad para subir nota, pero el efecto ha sido el contrario.

Uno al que no le gustaron las palabras de futbolistas y entrenador fue al presidente. Dijo Ángel Haro que en el pasado hubo “muchos derbis ganados por el Betis en los que a priori teníamos menos calidad, pero con compromiso, entrega y tesón se sacaron adelante”. Volvemos al tema de la actitud y la aptitud. Claro que la motivación es importante, pero igual o más lo es el hecho de tener mejores futbolistas que el rival. Se puede comprobar echando un rápido vistazo a la mayoría de los últimos derbis ganados por el Betis. En 2005, el once que semanas después consiguió la Copa del Rey y se clasificó para la Liga de Campeones era, en varias de sus posiciones, superior al del Sevilla. En 2009 había una distancia enorme en la tabla, pero los verdiblancos contaban con gente de gol como Oliveira o Sergio Garcia. Algo más igualada estuvo la cosa en los enfrentamientos de 2006 y 2012. Nada que ver con los famosos dos o tres escalones que, reconocidos por todos, existen ahora mismo entre ambos equipos. La duda es saber si en el Betis aprovecharán de una vez el enésimo punto de inflexión que, en este caso, se ha vivido con el derbi.

No es que Merino se jugara el domingo pasado el puesto para la próxima temporada. Pero en caso de resultado positivo, además de subir enteros su cotización entre los aficionados, su hipotética candidatura habría estado legitimada para hacer ruido en el consejo. Pese a lo ocurrido en el Sánchez-Pizjuán, nadie le puede quitar a Merino el hecho de acabar la temporada con la conciencia tranquila. El Betis, cuya tendencia autodestructiva no tiene límites, ha tenido cara de Segunda división durante varias fases de la Liga. Pero Merino puso de su parte y el equipo no se ha terminado de caer.

Juan Arbide

Juan Arbide

Redactor de Deportes en ABC de Sevilla
Juan Arbide

@JuanArbide

Redactor de deportes en ABC
RT @AFDLP: Salas: “Torrecilla no estaba de acuerdo con la llegada de Serra como director de la cantera” https://t.co/eBdaas1JIj #Betis @Dep - 54 mins ago