Pezzella celebra el gol anotado ante el Celta (Foto: EFE)
Pezzella celebra el gol anotado ante el Celta (Foto: EFE)

Sin defensa alguna

Ante el Celta, el Betis aprobó en el área rival y suspendió de manera escandalosa en la propia
Por  15:24 h.

El empate firmado por el Betis ante el Celta genera varias interpretaciones. Para empezar, los aficionados y profesionales verdiblancos soñaban con un punto cuando Aspas y compañía mandaban sin contemplaciones en la primera media hora de partido. El Celta hacía lo que quería. Tenía la pelota y llegaba hasta línea de fondo. Apuntaba la cosa a triunfo fácil e, incluso, amplio de los gallegos. Pero entre que los de Berizzo no remataron y que el Betis apretó un poco, el panorama cambió algo. Petros se trabajó un penalti que le supo de maravilla a los de Víctor. Sensación de alivio en el descanso porque, al menos, el Betis estaba en el partido. Lo demostró de verdad con un inicio de segunda parte más que serio.

Para empezar, la pelota dejó de ser monopolizada por el Celta. Una cosa es que las ideas de Víctor pasen por esperar atrás con tres centrales y otra dejarle el balón de manera eterna al contrario. Subió la intensidad y el Betis generó en cinco minutos más peligro que en casi toda la primera parte. Rubén Castro tiró al palo y poco después habilitó con un pase de calidad extrema a Sanabria. Remontada. Con el marcador de cara tocaba apretar de verdad para que los puntos no se marcharan. Pero sin una defensa firme es imposible. La jugada del cero a uno, con cuatro defensas mirando a dos rivales y la pelota pasando de izquierda a derecha como si fuera una partida de billar, merece la pena ser enseñada a los jóvenes para mostrar lo que no hay que hacer en defensa. Pero hubo más, tal y como se pudo comprobar en el segundo y en el tercero del Celta. Pezzella, brillante cuando toca rematar las faltas en al área contraria, suspende casi todas las semanas porque suele salir en las fotos de los goles encajados. El asunto de las marcas en defensa es la tarea que más debe preocupar a Víctor, además de tratar de encontrar la fórmula para que Joaquín no se quede en el banquillo. La buena noticia es que Rubén se ha vuelto a enchufar y que Sanabria lleva dos goles seguidos. Pero la pésima imagen ofrecida en defensa se lo lleva casi todo por delante. El Betis ha recuperado sensaciones en ataque. Sin embargo, sigue sumido en una profunda depresión defensiva.

Juan Arbide

Juan Arbide

Redactor de Deportes en ABC de Sevilla
Juan Arbide

@JuanArbide

Redactor de deportes en ABC
Sergio León abre la cuenta de los delanteros del #Betis en la pretemporada https://t.co/d8chHnjSmv vía @AFDLP - 2 horas ago