La mesa presidencial, con Ángel Haro en el centro, en la junta de accionistas
La mesa presidencial, con Ángel Haro en el centro, en la junta de accionistas

2.750

La junta del Betis dejó claras las diferencias entre los apoyos de Haro y Catalán y los de Castaño, Lopera y Oliver entre el beticismo
Por  19:23 h.

Decidieron los porcentajes, siempre por encima del 27 a favor de Haro y Catalán, y nunca más allá del 25 para Castaño, pero el dato más relevante de la junta de accionistas del Real Betis fue el número de personas que emitió su opinión en forma de voto. Casi 3.000, de las cuales 2.750 apostaron por Ahora Betis Ahora y sólo 99 por una oposición que se vinculaba a las tesis de Castaño, Lopera y Oliver, ahí es nada. Acabó al fin la junta y lo hizo con esta goleada. Con el beticismo dejando claro a quién prefiere. Se trata de una muestra más que fiable, en el universo de los accionistas, de que entre quienes sienten en verdiblanco el sentir mayoritario es que el proyecto ha de seguir vigente para alcanzar sus objetivos, al menos, a medio plazo. Una vez pasado este trance, el análisis. Está bien que los que gobiernan se sometan a exámenes pero conviene dotar al Betis de una estabilidad que hoy en día no tiene. La fuerza de esos 2.750 es abrumadora y ha de servir no sólo como responsabilidad para que Haro y Catalán cumplan con lo prometido, sino como mensaje de rechazo evidente hacia quienes no desean que se solucione el conflicto accionarial y a los que desempolvan un pasado felizmente superado en fondo y formas, por mucho que se busquen una coral de portavoces entre amigos y familiares para provocar un efecto multiplicador que sólo indica soledad. Además de la participación de un grupito de traidores a una causa que han tratado de derribar poniéndose de perfil, incluso en lo que defendieron no hace tanto. Ahí está el partido del presente y del futuro del Betis. Es lo que impide que sea un club normal, que compita en igualdad de condiciones con el resto en todos los órdenes. La estabilidad es fundamental porque se transmite de un estamento a otro, porque otorga confianza en los proyectos y da seguridad en la toma de decisiones. Es el partido de Haro y Catalán. Y, con ese respaldo, han de jugarlo con inteligencia y con cierta celeridad. Mientras, Torrecilla ha de mejorar al grupo y Víctor sacar partido de lo que tiene para ganar los suyos sobre el terreno de juego, que esta historia del fútbol consiste en eso: ganar. Es lo que quieren esos 2.750 y a lo que está obligado el Betis para recuperar en la tabla el sitio que le corresponde y que encaja más en esas promesas lanzadas que han recibido tanto apoyo accionarial.

Mateo González

Mateo González

Jefe de Sección de Deportes en ABC de Sevilla
Mateo González

@Matglez

Periodista / Journalist. Jefe de Deportes de @abcdesevilla, @AFDLP y @Orgullo_Nervion RT no significa estar de acuerdo
RT @AFDLP: El once del Betis ante el Benfica: más titulares y menos pruebas https://t.co/fFyUZ5AiOa vía @RealBetis @AFDLP - 2 horas ago