alexiscanas

El ADN

El Betis ha plagado el club de personas relevantes con implicación verdiblanca
Por  11:51 h.

El Betis sigue su proceso de remodelación. De adaptación al tiempo nuevo. Otra vuelta de tuerca. Las cosas no es que salieran mal, sino fatal. El cambio era la única salida. Hay mucho por retocar pero una línea argumental parece que se ha instalado como dogma: el ADN bético. No es mal concepto, obviamente. Los clubes, además de empresas profesionales, se mueven por el sentimiento, por ese plus que debe otorgar quien trabaja en ellos, por esa consideración social, por qué no decirlo, que han de tener los implicados. Sin embargo, no puede llevar a confusión este grial de la sangre verde. La capacidad no se mide por el beticismo, aunque éste ayuda bastante a acercar los objetivos, ciertamente. El ejemplo está en la cantera. Alanceada, castigada por las críticas, señalada como nido de extraños, ajusticiada al amanecer, sus resultados no han sido lo catastróficos que pronosticaban los agoreros. Tampoco diremos aquí que lo realizado servirá como ejemplo para generaciones futuras. Hay término medio. Ascendió el Betis B, el cadete ha ido como un cañón, los más pequeños se han clasificado para las fases finales del Campeonato de Andalucía… También ha habido jugadores debutantes en el primer equipo pero en una campaña así, de tanta necesidad, es más una cuestión anecdótica que cierta ya que quitando a Caro ninguno ha tenido continuidad cierta y todos siguen siendo proyectos. Sin embargo, la revolución era lógica y necesaria. El club se ha rodeado de exfutbolistas que facilitan la distribución del mensaje del ADN. Entre sus equipos más señeros de la cantera ya conocemos que estarán Juan Merino, Capi, Juanito, Chano… Y Alexis y Cañas en la secretaría técnica. Todos ejemplifican esta vía del ADN. Sin embargo, no sólo de estos referentes se vive. Todos están capacitados e irán creciendo al abrigo del club pero también existen entrenadores preparados sin popularidad. Está claro que el Betis necesita una política de gestos y ha de ser acompañada por un buen trabajo. Nadie lo duda. Y ocurre en muchos clubes, casi todos. Es lo lógico. Tantos años de servicio al club como futbolistas y siempre están dispuestos a regresar para echar una mano con su sabiduría y conocimiento. Conceptos siempre bienvenidos. El ADN también se ha llevado por delante a posibles fichajes que interesaban por no cuadrar con esta filosofía. Todo es cuestionable. Lo mejor es esperar y evaluar. De lo que no hay duda es de que el Betis cada vez más huele a Betis. Y eso que faltan cosas por hacer, sobre todo a la hora de recuperar esa parcela de ADN y visión deportiva que se fue con Sebastián Alabanda en el consejo.

Mateo González

Mateo González

Jefe de Sección de Deportes en ABC de Sevilla
Mateo González

@Matglez

Periodista / Journalist. Jefe de Deportes de @abcdesevilla, @AFDLP y @Orgullo_Nervion RT no significa estar de acuerdo
RT @AFDLP: El Betis cierra el periodo de renovaciones con 42.702 abonados https://t.co/RFnsSesP55 vía @RealBetis @AFDLP - 1 hora ago