Fernando Alonso, en Daytona
Fernando Alonso, en Daytona - EFE
McLaren

«Si Fernando Alonso no se hubiera desahogado con Honda, habría explotado»

Eric Boullier, director deportivo de McLaren, apoya el salto del asturiano al Mundial de Resistencia: «Es un luchador»

Actualizado:

Eric Boullier, director deportivo del equipo McLaren, ha dado todo su apoyo a Fernando Alonso en una entrevista con el diario deportivo francés 'L'Equipe'. En la misma el jefe del piloto asturiano ha asegurado comprender tanto sus ganas de pilotar en otras categorías del automovilismo como la desesperación que vivió el último año por las escasas prestaciones del motor Honda.

Para Boullier, el Mundial de Resistencia (WEC) que Alonso pilotará con Toyota «no es una válvula de escape» para el español. «Lo apoyo. Estamos en un deporte donde el pilotaje se reduce cada vez más para reducir los costes. Pero los pilotos entienden que cuanto más conducen, incluso si se trata de otras categorías, más activos se mantienen. Como jefe, me gusta ese argumento», explica. «Si estás corriendo constantemente, tienes menos tentaciones y menos distracciones».

«Fernando es un deportista profesional que puede prepararse para esto. El año pasado, Fernando corrió en 34 fines de semana, en karting y otras categorías. Es lo que le gusta hacer. Es un luchador y todos los campeones nunca están satisfechos y quieren más. Es una presión positiva», destaca el francés.

Boullier también calificó como normales las críticas que Fernando Alonso vertió la pasada campaña contra el motor de Honda, muy lejos de las prestaciones que la escudería británica precisaba para competir contra los mejores del Mundial de Fórmula 1.

«Si no se hubiera desahogado, habría explotado. Estamos hablando que ganó dos títulos luchando contra Michael Schumacher, y durante tres temporadas no pudo ni siquiera pelear por los primeros puestos», reconoció el director deportivo de McLaren.

«Lo peor es que cuando el motor no funciona, no se suelen calentar los neumáticos y los frenos, se usa más combustible y se tiene que levantar el pedal del acelerador. Es difícil reconciliar a un piloto de su nivel con estos hechos», confesó.