Marc Márquez
Marc Márquez - EFE

MotoGPMárquez: «El objetivo es caerme menos»

«Aunque si he de ganar al final del año y caerme las mismas veces que el año pasado, tampoco pasada nada», puntualiza

Actualizado:

El piloto del Repsol Honda Marc Márquez, tres veces campeón del mundo de MotoGP, ha explicado este martes que su objetivo para esta temporada es no besar tanto el asfalto como en campañas anteriores.

«Este año hemos apostado por no inventar mucho. Hemos mejorado cuatro cositas de la moto buscando esa estabilidad que nos ayude a lograr el objetivo que me he marcado esta temporada, que es caerme menos», ha declarado sobre los entrenamientos de pretemporada.

Márquez ha destacado que en Malasia, Tailandia y Qatar solo se ha caído «una vez por test» y que, en la pretemporada pasada, «la estadística de caídas fue un poco más alta». Así que se ha mostrado feliz porque está consiguiendo su objetivo. «Aunque de momento lo digo con la boca pequeña», ha apostillado con su habitual sonrisa.

La clave, según Márquez, ha sido «no tocar mucho las cosas a nivel de chasis, que es la parte que te permite entender mejor las sensaciones de la moto». En cambio, Honda ha mejorado el motor, en busca de un poco más de aceleración.

«Caerse menos depende básicamente de los otros pilotos, porque si los otros te aprietan te caes más, pero has de aprender a no arriesgar en la pretemporada. Hay que arriesgar, porque es el momento de buscar el límite de la moto, pero hasta cierto punto, porque una lesión pude poner en peligro el resto del año», ha afirmado.

En cualquier caso, el catalán tiene claro que ser agresivo forma parte de su personalidad como piloto. «Si he de ganar al final del año y caerme las mismas veces que el año pasado, tampoco pasada nada», ha resumido.

Elogios a Dani Pedrosa

Márquez se ha mostrado satisfecho por cómo ha ido la pretemporada: «Creo que ha sido bastante buena, tanto física como técnicamente». También la de su compañero de equipo, Dani Pedrosa. «Ha hecho una de las mejores pretemporadas que le he visto. Para mí está preparado para lucha por el título», ha comentado sobre su compatriota.

Sin embargo, ve Andrea Dovizioso y a su Ducati el principal rival para revalidar el título. «Lo veo que se lo cree más. Está incluso más centrado que el año pasado, y eso que ya es un tío centrado», ha comentado sobre el italiano.

También ha destacado la pretemporada del francés Johann Zarko, como el equipo satélite de Yamaha y al italiano Valentino Rossi, con su Yamaha oficial -«durante la pretemporada no ha hecho ruido, pero Valentino siempre es Valentino», ha apuntado- y tiene dudas sobre el rendimiento de sus compatriotas Jorge Lorenzo y Maverick Viñales.

«Lorenzo va rápido, pero falta ver si podrá ser constante en todos los circuitos. De Ducati, al que veo más fuerte es a Dovizioso, y a Maverick es a quien le está costando más con la Yamaha», ha opinado.

No obstante, el piloto de Repsol Honda espera un estreno de curso muy igualado en el GP de Qatar: «Será una primera carrera muy movida, porque esta pretemporada ha habido muchos pilotos en muy poco tiempo, pero hay que tener claro que son 19 carreras y que en la primera ni se gana ni se pierde el Mundial».

Campaña solidaria

Marc Márquez ha hecho estas declaraciones en el Auditorio del Banc Sabadell, durante el cierre de la 13ª edición de Relatos Solidarios del Deporte, de la que ha sido el padrino. Con la venta de un libro de relatos deportivos, esta iniciativa periodística recauda cada año dinero para alguna causa benéfica. En esta edición se han conseguido 60.390€ para la Asociación Esclat, que lucha contra la parálisis cerebral.

A esta cantidad hay que añadir lo que se recaude con una caricatura de Márquez, obra de Joan Vizcarra, y unas botas de motociclismo que ha donado el piloto de Cervera.

El propio Márquez acudió con miembros de la Asociación Esclat al último partido que el Barcelona disputó en el Camp Nou, y en el que se acercó al título de Liga con su victoria, por la mínima (1-0), ante el Atlético de Madrid.

Tras el encuentro pudo departir durante unos minutos con uno de sus ídolos, el azulgrana Leo Messi, autor del tanto de la victoria. «Tuve la gran oportunidad de bajar al vestuario, porque me pasó Piqué allí y, cuando ves el ambiente de dentro, lo entiendes todo. No solo dentro del campo, fuera, Messi también es un líder. Hacía piña, hacía vestuario y fue el último en irse, con eso te lo digo todo. Para mí es el mejor», ha sentenciado.