Muriel, durante su presentación (EFE/Raúl Caro)
Muriel, durante su presentación (EFE/Raúl Caro)

La mayor inversión en fichajes de la historia: casi 65 millones

La planificación veraniega de Óscar Arias supera en gasto a todas las de Monchi

Por  4:00 h.

El Sevilla se ha gastado mucho dinero este verano para confeccionar una plantilla de garantías. Más que en ningún otro, rozando la cifra de los 65 millones de euros. Y eso que finalmente no llegó un tercer delantero y optó por un lateral izquierdo (Carole) de bajo coste. Aun así, la cifra que ha invertido la dirección deportiva comandada por Óscar Arias supone un récord absoluto en la entidad nervionense, y por tanto, supera a la de todas las planificaciones estivales realizadas por su antecesor en el cargo, Monchi.

La apuesta más fuerte ha sido la de Luis Muriel, que ya es el fichaje más costoso de la historia del Sevilla tras haberse cerrado la operación en unos 20 millones. La de Kjaer (12,5 más variables) también ha supuesto un desembolso muy importante, hasta el punto de que el danés es el defensa más caro que ha vestido la camiseta blanquirroja. Por Banega y Nolito, dos jugadores contrastados y con salarios muy altos, el Sevilla ha pagado alrededor de nueve millones por cada uno de ellos, mientras que los traspasos de Guido Pizarro y Corchia se pactaron en seis y cinco millones respectivamente. Curiosamente, los movimientos más modestos han llegado en la recta final del mercado, cuando se presuponía que la clasificación para la fase de grupos de la Champions League iba a permitir un último esfuerzo económico. Son los casos de Carole y Geis, que han aterrizado en Nervión en calidad de cedidos con opción de compra. Por el préstamo del francés, el Sevilla abonará al Galatasaray 350.000 euros, mientras que por la de Geis compensará al Schalke 04 con unos dos millones. En total, el gasto estival ha sido de 63,85 millones.

Hasta ahora, el techo de gasto estaba situado en los 59,25 millones del verano pasado, cuando Monchi cerró las incorporaciones de Franco Vázquez (14,25), Correa (11,8), Ganso (9,5), Ben Yedder (9), Kiyotake (6,5), Vietto (3 por la cesión), Mercado (2,2), Kranevitter (2 por la cesión) y Sarabia (1). La cantidad aumentó aún más en el mercado invernal, cuando llegaron Lenglet (5), Walter Montoya (5,5) y Jovetic (cedido). Un año más atrás, los refuerzos de Immobile (11), Nzonzi (8), Iago Aspas (6), Kakuta (6), Mariano (3,5), Rami (3,5), Escudero (3) y Andreolli (un millón por la cesión) supusieron un desembolso total de 42 millones.

El Sevilla es el segundo equipo español que más dinero ha destinado a reforzar su plantilla en este periodo estival, sólo superado por el Barcelona (192,50 millones) y por encima de todos los demás, incluido el mismísimo Real Madrid (46,50). Obviamente, también ha influido el hecho de que haya recaudado más de 70 millones en ventas, siendo la marcha de Vitolo la que más ingresos ha generado en las arcas nervionenses.