Darío Silva, con ganas de viajar a Sevilla: “No me pienso perder El Rocío”

Por  13:24 h.

Darío Silva espera que en "las próximas horas" se pueda poner la prótesis para su pierna derecha y se ilusiona pensando en su vuelta a Sevilla. Seis meses después del accidente sufrido en Montevideo, el ex futbolista del conjunto blanco hace un repaso a su "nueva vida".







-Ahora mismo, mientras hablo con usted, estoy tomando mate. Nunca se abandona, es algo que desde chico te enseñan a beber. No podemos levantarnos sin el mate, en el almuerzo, también en la tardecita… Es primordial. No conozco a ningún uruguayo que no tome mate… es imposible.
-¿Con qué más disfruta Darío Silva?
-Me levanto a las seis y cuarto de la mañana porque me gusta escuchar los pájaros y ver el amanecer. En ese momento me siento tranquilo y me sirve para pensar en lo que voy a hacer durante el día. Vivo en un pueblito en el interior de Uruguay, rodeado de un buen río para ir a pescar. De eso en Europa hay muy poco. No está explotado por el hombre, es tierra casi virgen. En unos días vendrán muchas familias de Uruguay, de Brasil y Argentina a mi pueblo porque hay una regata muy popular. La gente viene con tiendas de campañas. Siempre me gustó la naturaleza porque nací rodeado de árboles, pájaros… No es como una ciudad grande, como podría ser Milán o Madrid, todo rodeado de coches. La naturaleza era lo que echaba de menos cuando estaba en Europa. Pero yo sabía que con mi fútbol en Italia, España e Inglaterra estaba sembrando para cuando volviera a mi casa. Me gusta escuchar buena música pero la televisión no la veo… Y bueno, me duermo a las nueve o diez de la noche. Tengo también unos caballos de competición… Es increible, cuando jugaba al fútbol pensaba que lo mio iba a ser levantarme a las once y media de la mañana y tomarme mi matecito…, pero apenas tengo tiempo.
-Usted siempre ha sido distinto a los demás.
-A mí me gustaba motivarme, hacía lo que me interesaba… Me gustaba buscar al rival, a Guti en el Real Madrid, al Betis… Yo lo hacía como un hobbie hablando a veces demasiado de los demás, pero estaba preparado, era algo que yo quería…
-¿Se ha arrepentido alguna vez?
-Nunca. Acuérdese cuando me fui de Málaga, que dije que las cosas no iban a salir bien… El tiempo me ha dado la razón. Del Sevilla dije que era el mejor equipo andaluz… Ahí están mis palabras y ahí está el Sevilla.
-Pues dígame si el Sevilla va a ganar la Liga.
-(Se rie) No, todavía es temprano… Cuando falte una jornada le digo.
-Así no vale. Hábleme de Del Nido.
-Es un amigo. Yo nunca lo sentí como presidente, sino como un compañero.
-Le puede poner de nombre Del Nido a un hijo suyo como ya hizo Makukula…
-(Se rie). Sí, ya me enteré, cuando estaba en Inglaterra me lo dijo Makukula. Pero yo no… ya es difícil que yo tenga otro niño. El banco está cerrado, está cerrado…
-¿Cuándo va a venir a Sevilla?
-En mayo. Tengo muchas ganas. No me quiero perder El Rocio. Siempre me gustó, probé una vez cuando jugaba en el Málaga y hasta ahora. Muchos amigos me están esperando para que les dé el OK y puedan ir organizándolo todo. Estoy esperando que me pongan la prótesis. Me han dicho que en las próximas horas ya la tendré. La prótesis ya la he visto, pero estamos esperando a que se desinflame un centímetro la pierna.
-Y luego…
-Pues a jugar con los amigos, eso lo tengo clarísimo. Ahora he vuelto a estar ligado al fútbol porque estoy representando a algunos futbolistas jóvenes de mi país.
-¿Con Paco Casal?
-No, solo.
-¿Va a competir con él?
-Eso es imposible. Lo que yo hago es preparar jugadores con pasaporte comunitario que tendrían condiciones de jugar en Europa.
-¿Y el remo?
-Llevo unos días sin entrenar porque he estado en Sao Paulo con mis caballos. Pero volveré con mi amigo Pablito. Usted tendría que ver el cuerpo de Pablito. Si el viento sopla se lo puede llevar. No hace falta sólo fuerza en el remo, sino también maña.
-¿Quiere decir algo a los aficionados del Sevilla?
-Que sigan igual, que aunque lo crean o no, con su aliento están teniendo también sus méritos en el gran Sevilla que estamos viendo.

{moscomment}