A Glasgow por orden de antigüedad

Por  14:40 h.
Image

José María Cruz de Andrés, director general del Sevilla FC, explicó en la radio oficial del club los pormenores del reparto de entradas para la final de la Copa de la UEFA, en el que una vez más se primará la fidelidad de los aficionados. No obstante, quiso dejar claro que la decisión definitiva se tomará mañana martes, en una reunión del consejo de administración prevista a las 18 horas.

Por tanto, y siempre según las palabras del directivo sevillista, se prevé que los aficionados que estén abonados al Sevilla desde el año 1999 ó 2000 dispongan de una entrada para la final de Glasgow. Además, Cruz destacó que se está trabajando para que la UEFA amplíe el cupo de entradas acordado en un principio, y que se sitúa en 13.250.

De esta manera, se han sentado ya las bases para que en un porcentaje que ronda el 14 por ciento del total de entradas de que dispone el club se destine a responder a los compromisos de la entidad, es decir, jugadores, familiares, patrocinadores…, mientras que el resto -unas 11.400 entradas- se destinará a los aficionados a los que corresponda una entrada, eso sí, por estricto orden de antigüedad.

{moscomment}

Redacción

Redacción