Imagen del estadio Sánchez-Pizjuán
Imagen del estadio Sánchez-Pizjuán

Casi 800 efectivos integran el dispositivo de seguridad del Sevilla-Leicester

Declarado de alto riesgo

Por  21:55 h.

Un total de 790 personas, entre ellas 372 policías nacionales y efectivos de otros cuerpos y servicios, integran el dispositivo de seguridad para el encuentro de la Liga de Campeones Sevilla-Leicester, declarado de alto riesgo y que se juega este miércoles (20.45 horas) en el Ramón Sánchez-Pizjuán. El operativo para este partido, ida de los octavos de final de la ‘Champions’, se completa con la Policía Local; Bomberos; la unidad de la Policía adscrita a la Comunidad Autónoma Andaluza, encargada de evitar la reventa de entradas y la venta de alcohol a menores; Emergencias Sanitarias del 061; y seguridad privada, informó este lunes la Delegación del Gobierno en Andalucía.

Los policías nacionales están distribuidos en cuatro grupos de la Unidad de Intervención Policial (UIP); una unidad de Caballería; la totalidad de los grupos de la de Prevención y Reacción, incluido el de Motos; Guías Caninos; los agentes de la Brigada Provincial de Información; y el equipo del Coordinador de Seguridad. La Policía Local de Sevilla se ocupará del control del tráfico y los accesos al estadio, de la inspección de actividades de ocio para impedir la venta de alcohol a menores y de la vigilancia de la venta de petardos, según el comunicado. Emergencias Sanitarias del 061 contará con dos unidades completas -una UVI móvil y otra de soporte vital básico- y otra de coordinación avanzada en los aledaños del estadio, mientras que también participarán 280 vigilantes y más de 90 auxiliares de seguridad privada del Sevilla.

El dispositivo de la Policía Nacional se ha activado este martes, se intensificará a las diez de esta noche y entrará en pleno funcionamiento en la mañana del miércoles, según se ha acordado en la reunión de seguridad convocada con motivo de este partido y que ha presidido el delegado del Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz. A ella también han asistido el subdelegada del Gobierno en Sevilla, Ricardo Gil-Toresano; el jefe Superior de la Policía Nacional, José Antonio de la Rosa; su coordinador de Seguridad en el Sevilla FC y otros mandos de los cuerpos y servicios actuantes. Al encuentro se prevé que acudan cerca de 3.000 aficionados ingleses y, como es habitual en los encuentros de eliminatorias europeas, ha sido declarado de alto riesgo por la Comisión Antiviolencia.

Redacción

Redacción