Duelos entre Sevilla y Athletic, o entre el espejo y su reflejo

Por  0:30 h.

Negredo uno de los goles que sumaron el 0-4 cosechado en la 2009-2010Son clubes parejos en su filosofía de cantera, mucho más restrictiva en el caso de los bilbaínos, y aspiran a asemejarse cada vez más a nivel nacional e internacional. Corría el 2006 cuando un Sevilla que solía meterse en la otrora Copa de la UEFA, luchaba por aspirar a un peldaño más y disputar la ansiada Liga de Campeones y, de paso, romper su sequía de títulos de casi 60 años. La historia ya es de sobra conocida. El Sevilla consolidó su status de grande de España y Europa con seis títulos en cuatro años y dos participaciones en la Liga de Campeones. El último, la Copa del Rey del 2010 en Barcelona ante el Atlético.

Un año antes, un incipiente Athletic, con un sevillista al frente como Joaquín Caparrós, se cruzaba en el camino del Sevilla remontando una semifinal famosa por aquella frase de Del Nido de «nos vamos a comer al león desde la melena hasta la cola». 3-0 en una de las debacles más recordadas por el sevillismo, que partía con el 2-1 de la ida.

Aunque perdería la posterior final contra el Barcelona con rotundidad, la entidad vasca aprendió el camino marcado y este año forja ilusiones con una gran temporada de la mano de, precisamente, el primer candidato al banquillo sevillista para la presente temporada, que finalmente no fructificó, el argentino Marcelo Bielsa.

Los leones están a tres partidos (pueden certificarlo esta noche) de ganar su primer título europeo (como aquel Sevilla de 2006), y disputarán también la final de la Copa del Rey (el Sevilla de 2007), con un fútbol que maravilla a España y Europa y con una generación de futbolistas de talla mundial. Llorente, Muniain, De Marcos, Javi Martínez, Iraola o Ander Herrera… futbolistas que aspiran a ser el reflejo de ese espejo en el que se convirtió aquel gran Sevilla.