El botellazo a Juande Ramos acaba con el derbi copero

Por  21:53 h.
Image

El derbi ha quedado suspendido definitivamente tras el botellazo que ha sufrido el entrenador del Sevilla, Juande Ramos, y que le ha provocado la pérdida de consciencia. Tras unos minutos de incertidumbre -el técnico de Nervión fue retirado en camilla y se llegó a plantear su traslado a un centro hospitalario- los árbitros decidieron suspender el encuentro.
La agresión se ha producido tras el gol marcado por Kanouté en el minuto 56 de partido. El Betis se estaba mostrando más decidido a llevarse el partido en la segunda parte. Sin embargo, un zapatazo de Kanouté acabó por desequilibrar un partido que, segundos después, y en los momentos de la celebración, se vería truncado por la acción de un indeseable que arrojó una botella de plástico llena que impactó en la nuca de Juande Ramos. El técnico cayó de forma casi instantánea al césped. A partir de ese momento, el árbitro ordenó que ambos equipos abandonaran el terreno de juego hacia los vestuarios y Juande fue introducido en una UVI móvil en la que se le prestaron los primeros auxilios.
Finalmente, no ha sido trasladado a ningún hospital y a esta hora (21:55) sigue dentro de los vestuarios recuperándose de la agresión.