Un fijo en Europa por octavo año seguido, un logro sólo al alcance de Real Madrid y Barça

Por  0:30 h.

Los jugadores del Sevilla celebran la clasificación europea tras derrotar a la Real SociedadCorrían las 22.50 de la noche del domingo cuando Turienzo Álvarez señalaba el final del partido entre el Sevilla y la Real Sociedad. El equipo local se imponía por 3-1 y, gracias a la derrota del Español en Zaragoza, certificaba su clasificación para Europa por octava temporada consecutiva. Sin embargo, a pesar de la cifra, la sensación de desencanto cundía en parte de la grada del Ramón Sánchez-Pizjuán. Acostumbrado a las mieles del éxito, el desarrollo de esta temporada que está cerca de su final ha dejado un sabor agridulce en el seguidor sevillista. Entiende que la plantilla se ha ido empobreciendo y que el acierto de los fichajes de la secretaría técnica ha decrecido, para remontar justo a tiempo en el mercado invernal con la llegada providencial de Gary Medel e Ivan Rakitic. Ambos jugadores son considerados incluso como los primeros fichajes de la próxima temporada.

Volviendo al dato anteriormente aportado, esta temporada con tantos altibajos ha finalizado con una clasificación europea que habla a las claras de la consolidación del proyecto sevillista liderado por José María del Nido desde su llegada a la presidencia del club. En un año considerado malo en la propia entidad, el club de Nervión podría acabar quinto en Liga, un puesto hasta hace bien poco considerado todo un éxito. Quizás la exigencia del propio presidente, que marcó el tercer puesto como objetivo primordial al inicio del Campeonato, con el precio de los carnés (de los más caros de la Liga) elevado a categoría de Liga de Campeones, haya deslucido el éxito logrado.

Si se echa un vistazo a los datos de los últimos 30 años, el Sevilla es el único club, junto a los dos mastodontes del campeonato español, Real Madrid y F. C. Barcelona, que ha logrado jugar una competición europea ocho veces correlativas. Ni siquiera otros grandes clubes del panorama actual como el Valencia, el Atlético de Madrid o el Villarreal han alcanzado este objetivo. Hay que remontarse sin ir más lejos a la temporada 1972-1973, cuando el Valencia sumaba su duodécima participación consecutiva en competición europea. Si bien entonces el conjunto che jugó la extinta Copa de Ferias habiendo quedado incluso noveno una temporada. No eran criterios exclusivamente clasificatorios, ya que sólo desde el año 1968-1969 se regían los participantes de esta competición por posiciones ligueras en el torneo doméstico. Algo semejante ocurrió con el Atlético, que jugó correlativamente en Europa desde la campaña 1961-1962 hasta la 1968-1969. Varias de sus participaciones tampoco se rigieron por criterios clasificatorios en Liga.

Por tanto, no hay datos semejantes, a excepción de los que acumulan Real Madrid y Barcelona, que prácticamente juegan cada año salvo contadísimas ocasiones, a los que suma el Sevilla estos últimos ocho años. El equipo sevillista ha accedido en todas sus ocasiones por méritos clasificatorios, compaginando en dos ocasiones incluso el título de campeón de Copa del Rey o campeón de la UEFA, que también les habría dado billete europeo si les hubiera hecho falta. Está claro que hay cosas que mejorar, que el equipo ha perdido potencial, pero no debe tampoco dejarse en el tintero que el proyecto de este Sevilla es sólido y algo difícil de lograr a tenor de los datos recopilados. Nadie de la «segunda liga» en 30 años había logrado algo semejante.

Equipos ‘más europeos’

El Valencia jugó 12 temporadas consecutivas en Europa, desde la 1961-62 hasta la 1972-73, entre participaciones en la Copa de Ferias, Recopa y Copa de Europa. Varias de esas participaciones no fueron por méritos clasificatorios.

El Atlético de Madrid jugó consecutivamente 8 años en Europa, desde la 1961-62 hasta la 1968-69, con participaciones en Copa de Ferias, Recopa y Copa de Europa. Alguna de ellas no fue por méritos clasificatorios.

El Sevilla acumula 8 temporadas seguidas en Europa, desde la 2004-05 hasta la próxima, la 2011-12. Todas ellas por puestos en Liga.

Castro y Vizcaíno piden confianza

Coincidiendo con la clasificación europea del equipo, los miembros de la directiva sevillista Pepe Castro y Manuel Vizcaíno pidieron confianza en el proyecto del club a pesar de la difícil temporada que toca a su fin. En la gala de entrega de premios de Onda Cero, el vicepresidente de la entidad aseguró que «nuestro objetivo era entrar en la Liga de Campeones, pero nos sentimos satisfechos porque no todos los equipos, ni los más grandes de Europa, pueden conseguir la clasificación europea por octavo año consecutivo».

Por su parte, el subdirector general de Organización y Gestión del club de Nervión entiende que «la afición es soberana y tiene derecho a expresarse como entienda y quiera. Llevamos ocho años consecutivos jugando en Europa. Creo que estamos viviendo las temporadas más importantes de nuestra historia, tanto en resultados deportivos como en el apartado institucional». Sin duda, esto no debe acomodar a los dirigentes sevillistas, más aún en una Liga tan exigente.