La fisioterapia alimenta el sueño de Javi Navarro de volver a jugar

Por  12:29 h.

Sevilla FC: Javi Navarro lleva semanas tratándose en Barcelona para volver a jugarEl capitán sevillista, Javi Navarro, da un paso al frente. Lo hace desde Barcelona, donde lleva varias semanas siendo tratado por el fisioterapeuta de confianza del doctor Cugat, Miguel Ángel Pérez, y tras desaparecer la inflamación que no le estaba dejando evolucionar en su recuperación. El valenciano trabaja por la mañana y por la tarde en la clínica Quirón, tres horas en cada sesión, incluidos algunos sábados y domingos, con una rehabilitación especial para el ángulo de la tracción de la rodilla dañada. Quiere volver cuanto antes, aunque se antoja muy complicado, casi imposible, que lo haga antes de que acabe la temporada. Pero por si acaso… el fisioterapeuta que lo trata prefiere pensar que sí que lo hará. "Estará con nosotros, en Barcelona, una semana más. En el periodo que llevamos ha mejorado mucho y trabajamos con la ilusión de que podrá volver a jugar antes de que acabe la Liga. No sé si lo hará o no, eso no lo puede saber nadie, pero va por un buen camino. Todos los jugadores que vienen a la consulta del doctor Cugat llegan con serios problemas, y el de Javi es recuperable… El futbolista se está esforzando mucho por recuperarse cuanto antes. Todos los días llega con una ilusión muy grande. Es muy importante que el futbolista mantenga ese deseo, el de volver a jugar, porque en los momentos difíciles saca fuerzas. No nos podemos plantear fechas de vuelta porque eso depende de muchos factores, pero lo que es indudable es que Javi está dando todo lo que puede".

También habló con este medio el doctor Ramón Cugat. Lo hizo desde San Francisco, en Estados Unidos, y mostró su satisfacción por la evolución de la rodilla del valenciano. "El derrame articular ha desaparecido y ahora entramos en la fase de la subida muscular. El principal problema que estábamos teniendo está subsanado y eso nos hace ser más optimistas. ¿Para cuando? Eso no lo puede saber nadie", dijo.

El futbolista, un luchador en este tipo de circunstancias, ya pasó por una situación mucho más complicada, cuando en el Valencia sufrió una lesión de rodilla que lo tuvo muy cerca de la retirada. Su ímpetu y sus ganas de demostrar que podía seguir jugando hizo que aceptara una oferta, allá por el año 2000, del Elche. Dio un paso atrás, a la Segunda división, para coger impulso.

Baja fundamental

Su baja ha provocado muchos quebraderos de cabeza a Manolo Jiménez, pues sus compañeros ya se habían acostumbrados a su autoridad y liderazgo en el equipo. Algunos datos son demoledores en este sentido. En la campaña pasada el equipo blanco recibió 35 goles, y en la anterior, 39. Y sin embargo, a estas alturas de la temporada, cuando se lleva disputadas 26 jornadas, el equipo sevillista ha recibido 35 tantos, una media de 1,3 gol por partido.

Redacción

Redacción