Berizzo, en un entrenamiento en la ciudad deportiva (foto: Rocío Ruz)
Berizzo, en un entrenamiento en la ciudad deportiva (foto: Rocío Ruz)

Girona-Sevilla: Hoy toca Montilivi

Tras el puntazo en Anfield, el Sevilla se prueba ante un Gerona que cuenta sus dos partidos como local con una victoria (Málaga) y un empate (Atlético)

Por  4:36 h.
Girona
0
Sevilla
0
Gorka Iraizoz; Pablo Maffeo, Pedro Alcalá, Bernardo Espinosa, Marc Muniesa, Aday Benítez; Pere Pons, Àlex Granell o Douglas Luiz, Borja García, Portu; y Christian Stuani.
Rico; Corchia, Carriço, Lenglet, Carole; Geis, Montoya, Ganso, Correa; Banega y Muriel.
Ricardo de Burgos Bengoetxea (Colegio Vasco).
Municipal de Montilivi. 16:15 horas.

El fútbol también son motivaciones e ilusiones. Seguro que cualquiera de los futbolistas que jugó en Anfield hace apenas cuatro días vivió por todo (ambiente y repercusión)uno de los encuentros más especiales de su carrera. Es lo que tiene la Liga de Campeones. Y el mítico Anfield. Con medio mundo observándote (el Liverpool tiene millones de aficionados repartidos por todos los continentes), la casta y aguante del Sevilla para soportar las embestidas del conjunto de Klopp y el posterior estiramiento hasta la portería de Karius le sirvió a los hombres de Berizzo para creer en sus opciones, para tratar de entender que si quieren, pueden. El Sevilla se envalentonó en un escenario ideal para la práctica del fútbol. Con un lleno absoluto, con 55.000 almas mirando al césped y una vez escuchados los himnos de la Liga de Campeones, el del Centenario del Sevilla y el «You’ll never walk alone» del Liverpool, los sevillistas tiraron hasta de ingenio para codearse con los «reds». Pura épica en un estadio que se construyó en 1884 y que ha visto absolutamente de todo. Pero Anfield, en clave sevillista, ya pasó. Es historia. Hoy toca Montilivi. Hoy toca Girona. E, igualmente, toca presentar el mismo respeto e intensidad en el juego para no salir magullados al término de los 90 minutos.

En el estadio del Girona y a partir de las 16.15 horas, el Sevilla jugará su séptimo partido de la temporada 2017-18 con la confianza que le puede dar el no haber perdido aún. Pero mucho cuidado con ello puesto que hay decenas de recuerdos que están en la historia del Sevilla y que han acabado en pesadilla por no poner de todo en el terreno de juego. Es cierto que mientras que el equipo sevillista se construye (nueve refuerzos y un entrenador nuevo requieren tiempo de adaptación), los resultados han sido realmente positivos con tres triunfos y tres empates. Pero el sevillismo quiere más. Y hoy el más pasa por Montilivi. Además, se da una circunstancia bastante llamativa en LaLiga, tal y como ya informábamos ayer en estas mismas páginas, si tenemos en cuenta que el equipo de Berizzo podría protagonizar hoy un dato sin parangón:si gana al Gerona sumaría su mejor arranque liguero en la historia con diez puntos de doce en cuatro partidos. Es evidente que todo pasa ahora por Montilivi, un estadio que albergará su tercer partido en la máxima categoría desde que se inaugurara en 1970.

Máxima atención
Sin la espectacularidad y el aire de grandeza de Anfield, también el campo del Girona merece la mayor de las concentraciones para tratar de llevarse los tres puntos. El fútbol, desde que se montó con la regularidad habitual de jugar más de 60 partidos para aquellos equipos que disputen también competición europea, requiere una atención en cada duelo muy alta y la deferencia y consideración con aquellos equipos, a priori, menores.

El Girona está viviendo una auténtica aventura en su primer año en LaLiga y su posible falta de calidad la suplirá durante todo el año con la ilusión de los novatos. El Sevilla no debería tener problemas para ganar y continuar con su buena racha de resultados, pero tampoco debió sufrir ante el Getafe en la última salida liguera y lo cierto es que la victoria en el último suspiro supo a milagro. O tampoco debió sufrir el Atlético de Madrid en Montilivi en la primera jornada de la actual temporada y el conjunto de Simeone se llevó sólo un punto de su visita a tierras catalanas tras ponerse en el marcador con un 2-0. En sólo tres minutos, del 22 al 25, el Girona desarboló al todo poderoso Atlético con dos tantos de Stuani ante la exaltación de una hinchada orgullosa de sus hombres en los primeros minutos en la máxima categoría del fútbol español. El equipo de Pablo Machín, de hecho, no sabe lo que es perder ante su afición en lo que va de 2017-18 puesto que el otro partido que disputó en Montilivi lo ganó por 1-0 al Málaga. Son más de cinco meses, desde que cayera en abril ante el UCAM Murcia por 1-2 en LaLiga 123, sin conocer la derrota como local.
El entrenador del Sevilla, Eduardo Berizzo, con todas estas circunstancias y aunque el miércoles tendrá otro partido, el que disputará en el Sánchez-Pizjuán ante la Unión Deportiva Las Palmas, a buen seguro que pondrá un equipo competitivo. Eso sí, y como acostumbra, no han faltado las sorpresas en la convocatoria. Navas, Kjaer, Escudero y Nico Pareja descansan mientras que Carole y Geis, convocados, podrían salir en un once que se espera que haya bastantes novedades.

Roberto Arrocha

Roberto Arrocha

Redactor de Deportes en Diario ABC de Sevilla
Roberto Arrocha

@RarrochaR

Periodismo/Journalism (ABC) Profesor/Dr (Univ. Loyola Andalucía). ABP (SFC TV). Canario en Sevilla