Koné, la buena noticia de la tercera derrota

Por  11:25 h.

Kanoute y Kone entrenando en la ciudad deportiva del SevillaDentro del mal sabor de boca que dejó en el sevillismo la tercera derrota consecutiva del equipo, esta vez sin las excusas del enorme potencial de los anteriores rivales ni del campo ajeno, cabe quedarse con la aparición de Arouna Koné, que salió en el segundo tiempo a darle otro aire, otra mordiente al ataque de su equipo, y a fe que lo consiguió.

El delantero africano no sólo marcó el gol del empate a dos, en un perfecto cabezazo a centro de Diego Capel, sino que empujó al equipo hacia arriba imponiendo su físico en el choque, intimidó y llenó de nervios a la defensa en el área rival y se mostró vertical cuando condujo el balón desde posiciones atrasadas.
Los mayores lunares del Sevilla ayer cabe señalarlos, aparte de los que son responsabilidad del banquillo, en la descoordinación que mostraron en el centro de la defensa Escudé y Mosquera.
Juande, por otro lado, reservó de entrada a Kanouté y dio la titularidad arriba a Kerzhakov, que falló dos goles cantados.
{moscomment}