Imagen del autocar del Bayern Múnich en su hotel de concentración, protegido por un furgón policial (Foto: EFE)
Imagen del autocar del Bayern Múnich en su hotel de concentración, protegido por un furgón policial (Foto: EFE)

Más de 850 efectivos conformarán el dispositivo de seguridad del partido Sevilla-Bayern de Múnich

El choque ha sido declarado de "alto riesgo" por la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte

Por  11:09 h.

Más de 850 efectivos van a componer el dispositivo de seguridad del encuentro de fútbol entre Sevilla Fútbol Club y Bayern de Múnich, que se celebra este martes a las 20,45 horas en el estadio Ramón Sánchez Pizjuán y que ha sido declarado de “alto riesgo” por la Comisión Estatal contra la Violencia, el Racismo, la Xenofobia y la Intolerancia en el Deporte. El delegado de Gobierno en Andalucía, Antonio Sanz, ha presidido este lunes la reunión de coordinación de seguridad, que se ha celebrado en la Delegación acompañado por el subdelegado, Ricardo Gil Toresano, y que ha contado con la asistencia del comisario provincial de la Policía Nacional, Andrés Garrido, y representantes de la Policía Local, Unidad Adscrita, así como miembros del Sevilla Fútbol Club y del 061, según ha informado la Delegación del Gobierno en un comunicado.

El dispositivo de seguridad está compuesto por alrededor de 400 funcionarios de Policía Nacional, con cuatro grupos operativos de la Unidad de Intervención Policial (UIP), dos grupos operativos de la Unidad de Prevención (UPR), un grupo de Caballería, guías caninos, un helicóptero, cuatro indicativos Zeta y funcionarios de la Brigada Provincial de Información. Junto a este despliegue se suman los grupos de la Policía Local, encargados de la vigilancia en los aledaños del estadio del tráfico, aparcamientos y veladores, entre otros. El Sevilla Fútbol Club dispondrá de más de 300 vigilantes de seguridad privada más 90 auxiliares y voluntarios. El dispositivo se completa con las Unidades de Vigilancia Intensiva (UVI) móviles del 061 instaladas cerca del estadio y los integrantes de la Policía Adscrita encargados de controlar la reventa de entradas.

Redacción

Redacción