Noche sin transistores

Por  0:30 h.

Leyendo el titular de este artículo el aficionado sevillista debe pensar que, precisamente hoy, no estar pendiente de la radio es una quimera. Lo cierto es que, todos los condicionantes que rodean al partido invitan a pensar que no va a ser necesario estar pendiente de lo que ocurra en Son Moix para dilucidar el último puesto que da acceso para la Champions League.

Y es que el Sevilla solo debe centrarse en ganar su partido para no depender de otros marcadores, y para lograr esto no encontrará demasiada oposición de un rival que nada se juega ya en liga. Declaraciones del presidente almeriense y su técnico hacen pensar que, ni el rival sevillista saldrá con todo, ni con la intensidad de semanas anteriores. No en vano, ante estas circunstancias cabe ser cauto y no dejar sitio a relajaciones. La continuidad de un proyecto ambicioso y unos 20 millones de euros son motivo suficiente para que el Sevilla gane un partido en el que, simplemente, tiene algo en juego.

Para el choque ante los almerienses Antonio Álvarez llega con problemas en defensa, especialmente en el lateral izquierdo, por la expulsión de Konko la pasada semana y las lesiones de Fernando Navarro, Adriano y Fazio. Luna y Escudé son las opciones para la izquierda, aunque el canterano parece tener más opciones. El resto del equipo viene a ser el mismo que ante el FC Barcelona, con la inclusión de Cala como lateral y Negredo como acompañante de Kanouté.

Mientras, Lillo juega con las bajas por lesión de Uche, Goitom y Pellerano, además de reservar a Bernardello y Cisma por tener cuatro amarillas. En cuanto al posible once, todo parece indicar que Guilherme entrará por la banda izquierda y Vargas ocupará la posición que deja vacante Bernardello, mientras que el resto podría ser el mismo equipo que jugó en Tenerife.

Alineaciones probables:

UD Almería: Diego Alves; Juanma Ortiz, Chico, Acasiete, Guilherme; M’Bami, Fabián Vargas, Soriano; Corona, Piatti y Crusat.

Sevilla FC: Palop, Cala, Escudé, Squillaci, Luna; Navas, Zokora, Renato, Capel; Kanouté y Negredo.

Árbitro: Rubinos Pérez (colegio madrileño).

Estadio Juegos del Mediterráneo. 22.00. La Sexta