El PSG pescó en la locura sevillista

Por  20:30 h.

El Sevilla Fc ha caído derrotado esta noche en el primer partido del grupo J de la Europa League ante el PSG gracias a un gol de Nené. En un partido que empezó dominando, Álvarez entró en una espiral demente de cambios, de esquema y de hombres, que trastocó a los sevillistas, que se vieron mermados por la lesión de Navas, que no pudo ser sustituido porque no le restaban cambios. Sin presencia ofensiva, y con algunas dudas en la zaga, el PSG solo tuvo que esperar su oportunidad y matar el choque. Mal comienzo en Europa, y malas sensaciones de cara al difícil partido del domingo en Málaga.

Sevilla FC 0 PSG 1
0 – Sevilla FC
Palop; Konko, Cáceres, Alexis, Dabo; Jesús Navas, Zokora, Cigarini (Guarente, min. 45), Capel (Perotti, min. 60); José Carlos (Kanouté, min. 45)y Luis Fabiano.
1 – París Saint Germain
Apoulá; Jallet, Camara, Armand, Tiené; Maurice, Chantome, Clement, Nené (Hoarau, min. 76); Erdin (Makelele, min. 65) y Luyindula.
Goles
0-1, min. 76, Nené
Árbitro
Robert Schörgenhofer (Austria) amonestó a Tiené, por el PSG.
Incidencias
Primer partido del grupo J de la Europa League. Noche de temperatura agradable y terreno de juego en estado regular. Unos 33.000 espectadores en el Ramón Sánchez Pizjuán.

El Sevilla saltó al campo con fuerza, controlando el balón y dominando a su rival, pero se le nublaban las ideas en las inmediaciones del área francesa. Cigarini se mostraba algo lento en el pase y Luis Fabiano se desesperaba luchando con los centrales del conjunto galo. El PSG salía con peligro al contragolpe, poniendo en aprietos el marco de Palop con disparos lejanos.

Dabo y Konko se mostraban muy solventes en banda, con incorporaciones ofensivas que se echaban de menos en algunos trances del encuentro. Navas era el más activo de los sevillistas, pero sus incursiones morían en la orilla. Lo más peligroso en la primera mitad fue un tiro lejano de José Carlos y otro de Luis Fabiano a la media vuelta. A cuatro minutos del final, Palop salvó un mano a mano con Erdin que pudo haber puesto el choque cuesta arriba para los de Antonio Álvarez.

Revolución a peor

El marchenero no lo veía nada claro y retiró del campo a Cigarini y José Carlos en el descanso, para dar entrada a Kanouté y Guarente. Cambiaba de nuevo el sistema en la segunda mitad para salir con dos delanteros. Mientras, el técnico rival reaccionaba con un cambio más defensivo, retirando del campo a un delantero (Erdin), para dar entrada a Makelele. Sin embargo, la desgracia llegó por un error de cálculo de Álvarez, que agotó los tres cambios cuando restaba más de media hora de partido. Navas se lesionó y el Sevilla estuvo con diez el resto del encuentro, a pesar de que el palaciego forzó e hizo bulto en el césped del Pizjuán.

El Sevilla jugaba a lo loco, dejando muchos huecos en defensa, sin acordarse de la mencionada lesión del palaciego. Fruto de esta locura llegó el gol del PSG. Contra bien dirigida por Luyindula, que deja a Nené sólo ante Palop para romper la igualdad en el marcador. La falta de ideas y la lentitud en el juego exasperaba a la grada, que silbaba a los suyos ante lo que estaba presenciando.

El resto del choque fue un ejericio de inoperancia sevillista, que volvió a mostrar una imagen preocupante de cara al choque del domingo en Málaga. Antonio Álvarez contagió la locura desde el banquillo, con cambios de esquema y de hombres de forma precipitada, algo que aprovechó su rival para llevarse los tres puntos con saber estar y paciencia.