Rácano triunfo en Almería para encarrilar la clasificación europea

Por  16:45 h.

Victoria rácana del Sevilla FC esta tarde Almería ante un rival que ya ha firmado su billete hacia la segunda división. El conjunto de Gregorio Manzano fue superior todo el encuentro y se dedicó a mantener la ventaja una vez se adelantó en el marcador con el gol de Renato ante un rival en inferioridad. Tres puntos importantes en la lucha por clasificarse para la Europa League, que queda encarrilada a expensas del Español – Athletic de mañana. Las lesiones de Rakitic y Cáceres han supuesto un alto coste.

Almería 0 Sevilla FC 1
0 – Almería
Diego Alves; Macedo, Pellerano, Carlos García, Jakobsen; Bernardello (Mbia, min. 80), Corona (Acasiete, min. 59); Piatti, Vargas, Crusat (Ulloa, min. 75); y Uche.
1 – Sevilla FC
Varas; Cáceres (Rodri, min. 55), Fazio, Escudé, Fernando Navarro; Capel, Medel, Rakitic (Renato, min. 31), Romaric, Perotti (Dabo, min. 67); y Negredo.
Goles
0-1, min. 57, Renato.
Árbitro
Rubinos Pérez (Comité madrileño) amonestó a Bernardello, por el Almería; y a Renato y Medel, en el Sevilla. Expulsó con roja directa a Jakobsen.
Incidencias
Tarde despejada en Almería. Terreno de juego en perfectas condiciones. Unos 20.000 espectadores en el estadio Juegos del Mediterráneo. Partido correspondiente a la 34ª jornada de la Liga BBVA.

El choque arrancó con los locales más enchufados en el encuentro, que avisaron en un par de ocasiones en botas de Crusat, con disparo cercano al poste, y Piatti, con un remate de cabeza que golpeó en la mano de Fernando Navarro cuando entraba en la red. Rubinos Pérez no concedió la pena máxima. El Sevilla poco a poco se fue sacudiendo la presión y haciéndose con el control del partido. Rakitic tuvo la primera opción en un débil disparo a las manos de Alves. El croata tuvo que ser sustituido poco después por problemas musculares, Renato entró en su lugar.
Las ocasiones más claras estuvieron en botas del que fue mejor hombre del encuentro en la primera mitad, Diego Capel. Dos disparos consecutivos del almeriense obligaron a lucirse al portero brasileño Diego Alves. El Sevilla dominaba, pero le faltaba algo de frescura de ideas en los tres cuartos de campo. Romaric seguía adoleciendo de una falta de forma física evidente, con su trote cochinero característico. El pitido que señalaba el descanso dejaba la sensación de que el conjunto de Manzano se llevaría los tres puntos a poco que apretara un poco más a su rival.

Gol de Renato, y a controlar el encuentro

La segunda mitad arrancó con el guión con el que terminó la primera, que pronto mejoraría con la roja directa a Jakobsen por una dura entrada a Cáceres, con la planta del pie a la altura de la cabeza. La entrada, feísima, obligó al uruguayo a ser sustituido por Rodri. Manzano iba definitivamente a por el partido en superioridad numérica. Pronto hizo efecto la entrada del canterano, que se internó por la izquierda para colgar un balón que remató de cabeza solo en el segundo palo Renato.

El Sevilla, a raíz del gol entró en unos minutos de relajación, viendo con demasiada comodidad el pasar de los minutos, y permitiendo el empujón más de voluntad que de fútbol del Almería. Medel y Negredo perdonaron el 0-2 en sendas ocasiones. Javi Varas salvó el empate en una falta que peinó Ulloa. El equipo de Manzano seguía jugando con fuego ante un equipo en inferioridad y dejando pasar los minutos ante un colista en inferioridad. El pitido final daba tres puntos vitales en la lucha europea pero con poco brillo una vez más ante un rival deshauciado. La peor noticia, las lesiones de Rakitic y Cáceres.