Sevilla tomó la calle para celebrar el título

Por  9:35 h.

La alegría volvió a reinar anoche en las calles de Sevilla. De nuevo, la selección española de fútbol consiguió que miles de personas olvidasen por unas horas todos sus problemas. El júbilo inundó especialmente las calles del centro de la ciudad, donde Sevilla volvió a hacer de Sevilla, ese jugador número 12, esa ciudad talismán donde se vive como en ningún otro lugar del mundo los triunfos de nuestra selección.

Miles de personas se citaron en Puerta de Jerez para celebrar con banderas españolas el triunfo de la selección ante Italia. Pero no fue el único punto de la ciudad donde se celebró el título, en toda Sevilla se volvieron a vivir impresionantes muestras de alegría por la mayor hazaña protagonizada por la selección española en toda su historia, ganar, consecutivamente, dos Eurocopas y un Mundial.
La euforia se desató en cada uno de los cuatro goles que dieron el triunfo a España. En especial, en la Plaza de la Encarnación, donde miles de personas se congregaron alrededor de una pantalla gigante ataviados con camisetas, bufandas y banderas españolas. Familias enteras de sevillanos, vecinos de todos los barrios de la ciudad acudieron a la llamada del equipo nacional.
Desde el primer minuto, cuando Pedro Proença, juez de la contienda, decretó el inicio del duelo entre españoles e italianos, la hinchada sevillana no paró de animar. Los 35 grados que marcaba el termómetro al inicio del partido no fueron excusa para saltar, cantar y chillar con el fin de llevar su aliento hasta la capital de Ucrania.
Uno de los nombres más recordados por la afición sevillana fue el de Miki Roqué, el futbolista fallecido hace una semana, fue el gran protagonista de los cánticos que se podían escuchar por las calles del centro de la ciudad. Antonio Puerta también fue recordado.
Redacción

Redacción