Un proyecto de presente y futuro

Por  5:01 h.

Luis Alberto es de los más jóvenes de la plantillaLa dirección deportiva del Sevilla se afana desde el pasado mes de diciembre por construir un nuevo proyecto ganador y de futuro. Las contrataciones de Ivan Rakitic y Gary Medel en el mercado invernal de la pasada temporada fueron los primeros pasos de un nuevo ciclo con el que se espera recuperar la senda de los títulos y del juego vistoso. Los siguientes pasos estuvieron encaminados a renovar una plantilla lastrada por la edad y por las altas fichas de algunos jugadores. Tras dar sus mejores años como futbolistas, Luis Fabiano, Renato y Dragutinovic abandonaron la entidad nervionense. Ya en verano, las llegada Coke, Manu del Moral y Trochowski, además de la compra de Cáceres y de la incorporación al primer equipo de Bernardo, Campaña, Luis Alberto y Luna no han hecho sino acentuar esta tendencia a construir un equipo de futuro.

El resultado a falta de un punta —y excluidos descartes de Marcelino como David Prieto, De Mul, o jugadores que presumiblemente abandonen el club como Koné o Alfaro—, es un plantel joven, con una edad de 25,5 años, la cuarta más baja de Primera, pues sólo Español, Atlético y Madrid tienen una media menor, mientras que Real Sociedad y Athletic tienen prácticamente la misma.


Tras el fichaje de Spahic sólo cuatro jugadores de la plantilla: el internacional bosnio, Palop (37), Escudé (31) y Kanouté (33), están por encima de la treintena y la mayoría de jugadores que componen el bloque sobre el que se cimenta este nuevo Sevilla —Cáceres, Medel, Rakitic, Navas o Negredo— no superan los 25. De ahí que en la cúpula nervionense se considere que hay equipo para varias temporadas, por lo que se tienen muchas esperanzas en que el proyecto de Marcelino cuaje y se abra un nuevo ciclo de éxitos parecido al que hubo entre 2005 y 2010.

Es especialmente llamativa la juventud de los jugadores que juegan de medio campo hacia adelante: Medel (23), Rakitic (23), Navas (25), Perotti (22), Negredo (25), con la única excepción de Kanouté. Si el de Mali es el contrapunto en la parcela ofensiva, el Sevilla ha buscado en Spahic algo parecido con la zaga, ya que se espera que el balcánico aporte jerarquía, personalidad, contundencia, experiencia y veteranía para liderar la parcela defensiva y devolver la seguridad perdida la temporada pasada. Esta juventud no se traduce en falta de experiencia, pues a excepción de Coke, todos los miembros de la plantilla han jugado ya en competiciones de primer nivel y 16 de ellos han sido internacionales absolutos con sus respectivas selecciones.

Capitanes

Julien Escudé y Álvaro Negredo son las grandes novedades en lo que a capitanes respecta para la próxima temporada. Ambos pasan a integrar el grupo de representantes del plantel, que un año más estará liderado por Palop, Kanouté, en segundo lugar, y Jesús Navas.