Concentración de médicos en contra de los expedientes por el “caso Puerta”

Por  16:36 h.

Sevilla FC: Antonio PuertaUn centenar de médicos del Hospital Virgen del Rocío de Sevilla se ha concentrado hoy para protestar por los expedientes abiertos a cuatro compañeros, en los que se piden dos años de suspensión de empleo y sueldo, por sus declaraciones sobre el "caso Puerta" que fueron grabadas por una cámara oculta.

En declaraciones a Efe, Miguel Ángel Montilla, delegado del Sindicato Médico, ha reconocido que los médicos expedientados tuvieron algunas expresiones poco afortunadas sobre el jugador del Sevilla Antonio Puerta, pero que "como mucho pueden ser falta leve", y ha añadido que la parte que preocupa al Hospital son las críticas al Plan Andaluz de Urgencias.

Montilla ha asegurado que los expedientes responden a la denuncia de los médicos "de falta de previsión del Sistema de Urgencias, ya que no están previstas UVIS móviles en las grandes concentraciones de personas, como los estadios de fútbol", hecho que habría aumentado en un 85 por ciento las posibilidades de supervivencia de Puerta, que sufrió una arritmia cardíaca en un partido de fútbol, según ha afirmado el delegado sindical.

Si la propuesta de suspender a los médicos expedientados por dos años de empleo y sueldo es aceptada, los afectados no podrán trabajar en ese periodo en ninguna empresa pública o de subvención pública, perderán su plaza actual en el Hospital Virgen del Rocío y la carrera profesional, lo que puede traducirse en una reducción de entre 6.000 y 9.000 euros al año, según ha afirmado Montilla.

Mauricio Saez de Tejada, uno de los médicos expedientados, ha destacado el daño moral y el desprestigio que supone para ellos esta propuesta de suspensión de empleo, y se ha mostrado "humillado, perseguido por la Justicia" como si hubiesen cometido "un delito irreparable".

Francisco Javier Gutiérrez Caracuel, otro de los médicos expedientados, ha reconocido que confía en la Justicia ordinaria, y ha alegado que "esto es jurídicamente un sinsentido, una pesadilla", por lo que no teme a la sentencia, pero lamenta tener que esperar el plazo.

Por su parte, José Miguel Cisneros, director médico del Hospital Virgen del Rocío, ha subrayado que el expediente abierto se centra en los aspectos en los que el Hospital es competente, "que es de puertas para adentro", defendiendo los intereses del paciente y su familia, y de sus médicos, que se sintieron ofendidos por las declaraciones de sus compañeros.

Los médicos expedientados cuentan con el apoyo de los sindicatos CCOO, CGT, CSIF, SATSE, SM, UGT y USAE, además de partidos políticos, asociaciones de pacientes y asociaciones profesionales. La dirección del Virgen del Rocío expedientó a cuatro médicos por haber divulgado en un espacio televisivo -para el que fueron grabados con cámara oculta y sin su consentimiento- algunas circunstancias de la muerte del futbolista.

Redacción

Redacción