Primera paliza física en Costa Ballena

Por  19:33 h.

Ha durado poco el tiempo de relax y asueto para los profesionales del primer equipo sevillista en las primeras horas del stage de Costa Ballena. Los hombres de Marcelino han estado divididos entre el gimnasio del hotel, dirigidos por Ismael Fernández, y el campo de fútbol donde trabajarán los próximos 12 días, por lo que han sufrido la primera paliza física, supervisada en todo momento por Nacho Oria.

En ella, los jugadores sevillistas han utilizado un novedoso sistema de trabajo físico, llamado power breathe, formado por una pinza en la nariz y un tubo en la boca, muy parecido al que se utiliza para respirar bajo el agua, con el cual en vez de respirar por la nariz se respira de forma intensa por la boca. Con el uso del tubo, se simula un trabajo físico en altura, lo que hace trabajar más a los músculos que intervienen en la respiración.

El técnico asturiano, Marcelino García Toral, ha sido el único de su cuerpo técnico que ha supervisado el terreno de juego de Costa Ballena y ha mostrado su satisfacción al delegado, Juan Martagón y al encargado de las instalaciones roteñas. Además, ha podido comprobar de primera mano el trabajo del primer grupo con el llamativo sistema respiratorio, formado por Alexis, Escudé, Spahic, Bernardo, Coke y Fernando Navarro, a los que ha pedido el máximo esfuerzo.

Según se informa desde el club, dos jugadores no han completado esta sesión, uno más sorpresa que otro. Se trata de Koné y Rakitic. Koné sufre una distensión de ligamentos en el tobillo derecho, lo que le tendrá apartado del grupo, aproximadamente, la primera semana de trabajo en Costa Ballena. El estado de Rakitic, por su parte, según ha podido saber orgullodenervion.com en conversación con el médico Juanjo Jiménez (información que también se indica en la web oficial), está a la espera de la consolidación del callo óseo, para lo que se le van a infiltrar factores de crecimiento. No se ha estipulado un periodo de recuperación definitiva y serán los sucesivos controles radiológicos los que indiquen cuándo podrá el croata incorporarse a los entrenamientos.