Spahic se pone en manos del doctor Ramón Cugat

Por  5:30 h.
Sevilla FC: Spahic hace un gesto durante un partido

El central Emir Spahic, que lleva sin jugar desde el 17 de marzo (en un encuentro ante el Barcelona) por unas molestias en el psoas iliaco de su pierna izquierda, fue ayer infiltrado con factores de crecimiento tras decidir la entidad sevillista que se pusiera en manos del reconocido traumatólogo Ramón Cugat. El defensa viajó hasta tierras catalanas con el fin de recuperarse cuanto antes y poder trabajar durante las vacaciones el fortalecimiento de dicha zona.

El objetivo del club es que el bosnio llegue con absoluta normalidad a la pretemporada y sea uno más. Llamado a ser un hombre importante en el conjunto sevillista, el capitán de la selección bosnia sólo ha podido jugar 22 encuentros en la Liga, una cifra mínima para lo que se espera de él. Y es que en las últimas campañas, tanto en el fútbol francés como en el ruso, se caracterizó por ser un referente en cada uno de los equipos en los que militó. Tal es así que se le comparó por su fortaleza con Javi Navarro.