Mosaico en las gradas del Ramón Sánchez-Pizjuán
Mosaico en las gradas del Ramón Sánchez-Pizjuán

El sevillismo pide unión en la grada para recibir al Leicester

Los Biris han pedido a sus miembros que no protesten durante los 90 minutos que dura el encuentro

Por  16:48 h.

Se acerca una de las citas más importantes de la temporada. El Sevilla FC recibe al Leicester en unos octavos de final de la Liga de Campeones, fase que no disputaba desde hace más de cinco años, cuando se enfrentó al CSKA de Moscú. Y lo hace con polémica en la grada, con un sevillismo que llegó a verse dividido en el partido ante el Eibar, cuando desde el sector de donde se ubican los Biris se cantó “Pepe Castro marioneta”, y el resto del público les respondió con pitos.

Esta situación ha preocupado al sevillismo y a los propios jugadores, que han lamentado públicamente lo vivido ante el Eibar y que, como en el caso de Nzonzi, ha reclamado más unidad y apoyo. Son muchos ya los que a través de las redes sociales interpelan a todos, Biris y no Biris, a centrarse en apoyar al equipo, y no en realizar cánticos contra el palco, o en respuesta a los que protestan por la actuación del presidente y su consejo con los ultras sevillistas. De hecho, según informa AS, los Biris han pedido a sus miembros que no protesten durante los 90 minutos que dura el encuentro.

El duelo ante el Leicester exige que el Ramón Sánchez-Pizjuán sea una caldera o, al menos, los que no decidan animar no se manifiesten en contra de los intereses de su equipo. No en vano, los 2.500 aficionados ingleses pueden hacer ruido en favor de los suyos, y en Nervión tienen y deben aprovechar el factor de jugar como local.

Redacción

Redacción