Monchi, en su despedida en el Sánchez-Pizjuán
Monchi, en su despedida en el Sánchez-Pizjuán

Sevilla FC: despedida y vuelta a los orígenes

El sábado fue perfecto para el sevillista: el equipo volvió a la senda del triunfo, despidió con honores a Monchi y la grada dejó de ser un «cementerio»
Por  11:31 h.

El sábado fue perfecto para el sevillista. Volvió a la senda del triunfo tras cinco jornadas sin ver a lo suyos sumar de tres en tres, pero es que, además, se dieron una serie de circunstancias relacionadas con la vuelta a la normalidad. En lo deportivo, aparte de la victoria, el equipo transmitió buenas sensaciones, jugó de forma desenfada y creó ocasiones sin parar. Pero hubo más. Porque el Sevilla no estaba pasando precisamente por su mejor momento en otra serie de aspectos que no tenían que ver estrictamente con lo que ocurre sobre el césped. En primer lugar, se despidió a Monchi con honores. Como merecía. La persona más importante del Sevilla de los éxitos eligió que su adiós fuera sobre el césped con su afición, y así fue. El director deportivo posó con la camiseta de Antonio Puerta, a buen seguro la gran espina que se lleva de Nervión, y luego vio cómo la grada le homenajeaba con mayúsculas.

Precisamente, en conexión con esa despedida, se apreció el fin del silencio en el Ramón Sánchez-Pizjuán. El consejo de administración, con José Castro a la cabeza, cedió a la presión de los Biris por culpa de los malos resultados y, aunque nunca está bien que los ultras ganen la partida, sí es cierto que ya era hora de que Nervión recuperara su ambiente. La grada ni gana ni pierde partidos, eso es una milonga, pero era absurdo que el estadio sevillista fuera un «cementerio» cada dos jornadas por disputas de ultras y problemas con la directiva.

Ahora sólo falta que todo esto tenga continuidad. El rival, el Deportivo de la Coruña, invitaba a pensar en cortar la mala racha, pero está claro que el Sevilla tiene que reaccionar más allá de estos tres puntos. Un equipo que hasta hace un mes luchaba por ganar LaLiga y por meterse en los cuartos de final de la Liga de Campeones no se puede conformar con dar por perdida la tercera plaza. Tras el empate del Atlético de Madrid en el derbi madrileño, el objetivo está a sólo un punto y, aunque es cierto que los colchoneros desprenden mejores sensaciones que los de Nervión, la exigencia características de este club debe servir para mirar hacia arriba y no hacia abajo.

Ramón Román

Ramón Román

Redactor Jefe de Deportes en ABC de Sevilla
Ramón Román

@RamonRomanR

Redactor Jefe de Deportes de ABC de Sevilla (https://t.co/8Bf016uxHw y https://t.co/WIQmXsNlog).
@jolias78 @samuelsonsilva Hay dos que lo están celebrando por ti... Enhorabuena - 2 días ago