Los jugadores del Sevilla FC antes del encuentros ante el Leganés. Foto: LaLiga
Los jugadores del Sevilla FC antes del encuentros ante el Leganés, con la camiseta negra

Sevilla FC: la temporada, a una carta

Las aspiraciones más realistas del equipo de Montella pasan por la Copa del Rey
Por  9:39 h.

En el fútbol no hay que elevar nada a definitivo, sobre todo cuando queda tanto por delante, pero tampoco hay que obviar la realidad, y ésta pasa por el hecho de que el Sevilla se juega prácticamente toda la temporada a una carta este miércoles ante el Leganés. Puede seguir su caminar en la Liga de Campeones, de hecho puede hacer historia si elimina al Manchester United, pero a nadie se le escapa que luego le tocaría luchar contra los cocos europeos, por lo que pensar en ganar esta competición resulta casi una quimera. En LaLiga, la situación es diferente. Después de la indigna goleada ante el Eibar, las cosas se le siguen poniendo cuesta arriba a los de Nervión, quienes ya, en vez de mirar hacia arriba -buscar una de las cuatro primeras plazas- comienzan a mirar hacia atrás para intentar atar una de las dos posiciones que dan derecho a jugar la Liga Europa. Lo del sábado podría ser un despiste, un error por las rotaciones o, simplemente, un mal día, pero lo cierto es que esa imagen paupérrima de los sevillistas se ha visto ya en demasiadas ocasiones en lo que va de la temporada. Con Berizzo, a quien se le culpa en gran medida de los malos momentos de los de Nervión, pero también con Montella quien, si bien ha levantado al equipo de una caída que apuntaba a fracaso rotundo, ya lleva dos «manitas» en apenas un mes.

Así las cosas, las aspiraciones más realistas del Sevilla pasan por la Copa del Rey. Todo hace indicar, por lo que se vio en la ida y por el hecho de tener la ventaja del resultado y de jugar la vuelta en casa, que el cuadro blanco tiene más a favor que en contra para estar en la final del sábado de Feria, pero lo cierto es que las sensaciones mostradas ante el Eibar han trasladado un clima de nerviosismo a Nervión. Las dudas son normales al apreciar que este equipo, el cual cuenta con el presupuesto más grande de su historia, no termina de mostrarse fiable al cien por cien. Que siempre pasa algo que indica que va a terminar cayéndose. Y precisamente eso es lo que tiene que evitar el Sevilla este miércoles, ya que tener cita para la final de mayo serviría para dejar a un lado la Copa y poder centrarse en arreglar lo de LaLiga y en soñar en la Liga de Campeones. Todo lo que no sea pasar ante el Leganés significaría un nuevo terremoto en Nervión. Y ya van demasiados en esta campaña.

Ramón Román

Ramón Román

Redactor Jefe de Deportes en ABC de Sevilla
Ramón Román

@RamonRomanR

Redactor Jefe de Deportes de ABC de Sevilla (https://t.co/8Bf016uxHw y https://t.co/WIQmXsNlog).
RT @AFDLP: Feddal se acuerda de Durmisi en la celebración de los goles de Suiza a Serbia https://t.co/t1VgXi3tME #Betis - 9 horas ago