Garbiñe Muguruza
Garbiñe Muguruza - EFE

SidneyMuguruza, baja por lesión

La española confirma que tiene problemas en el muslo derecho desde su partido contra Kiki Bertens

Actualizado:

La tenista hispano-venezolana Garbiñe Muguruza superó su estreno en el torneo de Sidney (Australia), puntuable para la WTA, tras imponerse este miércoles a la belga Kiki Mertens en dos sets (6-3, 7-6), pero posteriormente decidió retirarse de la cita por problemas en el abductor.

La de Caracas volvía a las pistas después de tener que retirarse la semana pasada en Brisbane por culpa de unos calambres en su primer partido y logró una invitación para estar en este evento de cara a afinar su puesta a punto para el Abierto de Australia que da comienzo la semana que viene y para la que va a llegar con las dudas sobre su estado físico tras un nuevo abandono.

Ya nada más comenzar el partido, la número tres del mundo tuvo que solicitar atención médica, aunque todo quedó en un susto porque retornó con fuerza para lograr dos 'breaks' y cerrar sin demasiados problemas el primer parcial.

Bertens, que le había ganado en sus tres anteriores enfrentamientos, aunque el último databa de 2012, volvió a ceder su servicio al inicio de la segunda manga, pero en esta ocasión consiguió equilibrar el partido en el octavo juego y llevar la manga a la 'muerte súbita' donde la doble ganadora de 'Grand Slams' logró sentenciar tras desperdiciar tres bolas de partido seguidas.

Tras la victoria y en la propia pista, la primera favorita en Sidney reconoció que le «costó un poco» porque tuvo que «adaptar» su tenis a causa de su «condición». «Logré ganar y creo que es una cosa importante. Melbourne es la semana que viene y sigo aquí, hay muchas 'top 10' y va a ser una batalla», auguraba entonces Muguruza.

«Desde que empecé el partido sentí algo raro en mi abductor. A veces no necesitas tener dolor, sólo necesitas jugar un cierto estilo de juego o hacer algo táctico. Me di cuenta que ser un poco más agresiva y acortar los puntos podría ayudarme a mí y también a mi tenis», sentenció la hispano-venezolana, poco antes de que la WTA confirmara su retirada del torneo.

La tres del mundo sintió «mucho» su retirada. «Tras consultar con los médicos del torneo y con mi equipo, he decido que es mejor parar. He sentido molestias desde que empecé a entrenar aquí en Sidney, pero quería jugar», admitió.

«Desgraciadamente, durante el partido de hoy el dolor ha estado ahí todo el tiempo y me ha impedido jugar con comodidad. He de parar para que no vaya a más. Quiero agradecer al torneo y a los aficionados en Sidney por tu apoyo», afirmó la de Caracas.