Agricultura

Cambio de tendencia en la fresa de Huelva

La provincia se prepara para el arranque de la nueva campaña, que se iniciará en un mes

Trabajadores en un campo de fresas de Palos de la Frontera
Trabajadores en un campo de fresas de Palos de la Frontera - EFE/ JULIÁN PÉREZ
INMA LOPERA Sevilla - Actualizado: Guardado en: Economía

En aproximadamente un mes, darán comienzo las siembras de la fresa en la provincia de Huelva. Los campos del Condado y de la costa onubense se preparan estos días para acoger la próxima campaña, con el tradicional acolchado o enlomado de la tierra en la que se plantarán las semillas del fruto rojo.

Hay buenas perspectivas entre los productores para la campaña 2017-2018, en la que se prevé «que se estabilice la superficie de fresas alrededor de las 5.400 hectáreas, tras años de descenso continuado en pro de otros frutos rojos como el arándano y la frambuesa», señalan desde la Asociación de Productores y Exportadores de la Fresa de Huelva, Freshuelva.

En el mismo sentido se pronuncia el director técnico de la empresa onubense de I+D+i, Fresas Nuevos Materiales (FNM), Antonio Refoyo, que manifiesta que «la fresa va a seguir siendo un actor importante en las próximas campañas y auguramos que no debería haber más caídas ni de superficies sembradas ni de precios. De hecho, se prevé que la plantación aumente ligeramente en la próxima campaña, ante la incertidumbre de qué pasará con el arándano».

Más berries menos fresas

En la última campaña se sembraron 5.800 hectáreas de fresas en la provincia de Huelva, un 8% menos que la plantación de la campaña anterior Por tercer año consecutivo, la superficie de fresas plantadas en la provincia volvió a bajar en favor del cultivo de berries como frambuesas y moras pero, principalmente, arándanos, que experimentaron el mayor crecimiento (un 30% más) debido a que su cotización es mucho mayor en el mercado.

No obstante, el gerente de la cooperativa onubense de segundo grado Onubafruit, Francisco Sánchez, vaticina «un cambio de tendencia de aquí a pocos años», asegurando que la fresa «va a dar satisfacciones en el futuro con precios al alza», mientras que «va a ser imposible mantener la rentabilidad del arándano» ya que «el mercado no va a poder asumir el ritmo actual de siembras».

Por ello, declara que «abandonar el cultivo de la fresa es un error», pues «el mercado sí está capacitado para admitir más de 5.800 hectáreas de fresa y espero que ya en esta campaña que se va a iniciar se dé un salto cuantitativo en cuestión de precios».

Onubafruit es la mayor productora de berries de Europa, con una producción de 30 millones de kilos de fresas, 10 millones de kilos de frambuesas, 12 millones de kilos de arándanos y 500.000 kilos de moras.

Toda la actualidad en portada

comentarios